Comentario al Evangelio del

CR

Queridos hermanos:

Se celebra hoy la dedicación de la Basílica de Letrán. El nombre oficial es de la misma es el de Archibasilica Sanctissimi Salvatoris. Es la más antigua y la de rango más alto entre las cuatro basílicas mayores o papales de Roma. Su título honorífico es el de «Omnium urbis et orbis ecclesiarum mater et caput» (madre y cabeza de todas las iglesias de la ciudad de Roma y del mundo), por ser la sede episcopal del primado de todos los obispos, el Papa. Fue consagrada por el papa San Silvestre en el año 324. Su celebración anual es un signo permanente de amor y de unidad con el Romano Pontífice.

Hasta aquí, datos históricos, más o menos conocidos. Sería bueno ir un poco más allá, y preguntarnos qué significa esta celebración para nuestra vida de cristianos. Habida cuenta de que Pablo, en su Carta a los Corintios, nos recuerda que somos templo de Dios. No vaya a ser que venga Cristo y nos limpie por la fuerza…

Las medidas de Jesús son radicales. Se trata de una limpieza total de la casa de Dios, para que esa casa sea casa de oración. Hay que tener claro el objetivo. Mañana lo escucharemos de otra manera, cuando nos hablen de la imposibilidad de servir a dos señores, a Dios y al dinero. Hoy se ocupa del templo, porque era el lugar donde se concentraba la espiritualidad judía, el lugar de la alianza, donde Dios siempre se encontraba con su pueblo. Allí se había concentrado una gran cantidad de mercaderes. Se había perdido el horizonte. Y Cristo nos lo recuerda. Dar al César lo que es del César, y a Dios lo que es de Dios. Y cada cosa en su sitio, y un sitio para cada cosa.

La primera lectura nos recuerda que nuestro cuerpo es templo de Dios. Y sería bueno hacer una limpieza general, de vez en cuando, para que no se nos acumulen demasiadas cosas, no siempre compatibles con nuestra condición de seguidores de Cristo. En nuestro templo no habrá palomas para el sacrificio, pero quizá sí haya pasiones desordenadas (dinero, sexo, comida) y necesitemos que el Señor venga, nos vuelque las mesas y nos permita comenzar de nuevo. Revisa tu interior, a la luz de la Palabra, y deja que Cristo te limpie. Verás la vida de otra manera.

Comentarios
Enrique Calero
Enrique Calero

hace 1 semana, 4 días
La palabra de Dios en nuestra vida cristiana es infinita y la muestra de ello son los Evangelios..En el mensaje de hoy
Dios nos da la gracia de ser cada uno de nosotros su templo y para ello necesariamente debemos estar limpios y puros..esto nos obliga a vivir siempre bajo los preceptos que Dios por medio de su palabra nos enseña..no caigamos en tentaciones ni en vicios mundanos q acaban con nuestras vidas.. expulsemos de nuestros templos la inmundicia y la corrupción y como consecuencia tendremos la gracia de Nuestro Señor Jesucristo.. Amén
Me gusta 0
Martín R.N.
Martín R.N.

hace 1 semana, 4 días
todos estamos llamados a la conversión y tener una conversión
seria la alegría del Señor.
pidamos en la Oración nuestra conversión
Me gusta 0
Jose del Carmen
Jose del Carmen

hace 1 semana, 4 días
la “via caritis” mal usada e instaurada profundizaba en la autocracia un monopolillo que aterrizaba en el sumo sacerdote Caifás. Una especie de ONG de acceso al cielo o al templo que canjeaba la purificación por cosas dinero o bienes semoviente, es decir “los atenuantes” más los acondicionamientos, de los maestros del discernimiento y usted salía purificado, es decir con la ayuda del pastor y sus subjetiva conciencia, era lo que Dios les pedía en esas circunstancias. Los falso pastores tenían a la gente bebiendo de doctrina perniciosa y a gente seguía viviendo en adulterio, corrompiendo el pueblo, les robaban hasta lo que ni tenían en dracmas, el “shekel”etc..
Rápidamente Jesús, alerta! no se queda de brazos cruzados amarado a la , El no se solidariza con el pecado » ver comentario
Me gusta 0
Nelly Vallejo
Nelly Vallejo

hace 1 semana, 4 días
El evangelio de hoy 9 de noviembre, nos invita a reconocer a Cristo como el tempo Divino de la Redención y de Reconciliación, cada día debemos respetar el templo material, somos responsable de mantenerlo limpio, lleno de alegría, acogedor, respetable, porque es el lugar donde se rinde culto a Dios Uno y Trino, pero también debemos cuidar y proteger el templo espiritual que es nuestro cuerpo y de ninguna manera podemos desconocer que somos templo del Espíritu Santo, ni el templo material ni el espiritual lo debemos profanar, no podemos darle gusto al maligno de querer ahogar el querer de Dios, quien siempre está dispuesto a darnos la fuerza para enfrentar con valentía a todo aquello que nos impida estar en gracia de Dios, es el Espíritu de Dios, quien nos fortalece para enfrentar l » ver comentario
Me gusta 0
Mauricio P. H.
Mauricio P. H.

hace 1 semana, 4 días
Que nuestro Señor Jesucristo more en nuestro templo interior y haga brotar de nuestro ser ese manantial de vida y bendición para nuestra comunidad por medio de nosotros, que seamos instrumentos de bendición de nuestro Señor Jesús, que limpie y purifique nuestro propio templo que es templo de Dios, lo más importante que tenga el lugar más importante en nosotros, gracias Padre Santo por tu hijo amado Jesucristo y por tu Espíritu Santo que es el que permite alabarte en espíritu y en verdad, señor condúcenos en caminos de bendición es decir el camino de Cristo Jesús, arranca de nuestras vidas toda raíz de pecado, de la misma forma como nuestro Señor Jesús limpio el templo, gracias Señor porque sabes cuales son nuestras necesidades y las suples con tu amor, a ti sea toda la Glo » ver comentario
Me gusta 0
Carmen
Carmen

hace 1 semana, 4 días
La primera lectura nos habla de un manantial de aguas puras y curativas que nacen en el templo santo y desembocan en el mar.La segunda lectura del cuidado del templo santo de nuestra alma, y el evangelio del respeto hacia el templo construido para la oración.
En el día de hoy Dios nos habla claramente de sus deseos.Quiere que seamos limpios de corazón,que demos frutos de buenas obras y que permanezcamos fieles hasta el fin.El templo santo de nuestra alma es precioso ante sus ojos y quiere que sea una alabanza de su gloria.
Su deseo es que lo cuidemos y alimentemos. Para esto son las aguas del bautismo y de los sacramentos. Los bautizados somos piedras vivas.
Dios nos libre de convertir nuestro templo en un mercado donde entran y salen cambistas de todo tipo.No demos entrada a ladr » ver comentario
Me gusta 0
Graciela
Graciela

hace 1 semana, 4 días
Somos templos de su Santo Espiritu ! Y fortalecidos por sus gracias (a pesar de nuestras debilidades) nos movemos y en consecuencia actuamos para buscar su reino y su justicia¡y recibimos por añadidura todo lo que necesitamos para crecer y avanzar en el peregrinar hacia los arios de su trono ,gracias a la herencia que nos legó por su hijo Jesuscristo¡¡¡ A El el Honor ! y la Honrra por siempre Amen
Me gusta 0
Aurea Bueno
Aurea Bueno

hace 1 semana, 4 días
Que el Señor permita que nuestro templo esté limpio para cuando venga, procuremos hacer las cosas que le agradan, que sea nuestra prioridad ir limpiando nuestro ser convirtiéndonos poco a poco, siguiendo sus enseñanzas para tener un lugarcito en su gloria, siempre limpiando nuestro interior que se convierte en morada del Señor si está limpio de pecado.
Me gusta 0
Roberts Eliseo
Roberts Eliseo

hace 1 semana, 4 días
Gloria a ti Señor Jesus..
Somos llamados a ser santos, tenemos que revisar nuestro interior a la luz de la Palabra.
El Papa Francisco repite, que un mundo sin Dios es un infierno...
Me gusta 0
Merwing
Merwing

hace 1 semana, 4 días
«Quitad esto de aquí; no convirtáis en un mercado la casa de mi Padre.»
La casa es de Dios es para oración. Cristo nos lo recuerda. Dar al César lo que es del César, y a Dios lo que es de Dios. Y cada cosa en su sitio, y un sitio para cada cosa.Así tiene que ser siempre es la enseñanza de Jesús
Me gusta 0
Raymundo R H
Raymundo R H

hace 1 semana, 4 días
Señor mío Jesucristo gracias por todo lo que me das, ayudame por favor para que yo pueda hacer siempre tu voluntad, que te sepa anteponer a lo material, bendito seas por siempre Señor, amén.
Me gusta 0
Alicia
Alicia

hace 1 semana, 4 días
Hoy la palabra de Dios nos hablan del templo.

La visión del profeta Ezequiel, nos habla de un templo de donde mana agua viva que purifica todo lo que toca, dando vida a todo lo que esta a su alrededor.
No es difícil de entender a que templo se refiere, la visión pues este templo es Jesucristo el Santo hijo de Dios.

San Pablo nos dice como cada uno de nosotros somos el templo donde el Espíritu Santo habita.
Todos somos diferentes pero nos da vida un mismo Espíritu, por lo tanto cada cual debe cuidar que el templo que lleva consigo se mantenga digno del Espíritu que lo mueve.

Ahora en el evangelio, vemos con mas claridad el templo al que se refiere la palabra. El templo debe ser respetado y purificado porque es Dios quien habita en el.
El templo físico lleno » ver comentario
Me gusta 0
Lupita Medina
Lupita Medina

hace 1 semana, 4 días
Cuidar nuestro cuerpo y alma, porque es templo del Espíritu Santo, en él habita el señor Dios, Oremos por esa pureza para agradar a Dios. La oración es el remedio a nuestras enfermedades y miserias del Espíritu.

Sigamos rezando el Santo Rosario a nuestra madre Santísima la virgen María para su protección y amparo.
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.