Comentario al Evangelio del

Rosa Ruiz, rmi

El elogio del sentido común

No sé si a vosotros os pasa. A mí bastantes veces. Empezamos a complicarnos la vida, a dar vueltas, a dudar y sospechar, a buscar atajos ocultos… y nos olvidamos de lo fundamental: el sentido común.

Algo de esto creo que elogia Jesús en el evangelio de hoy. Sin grandes alardes. Con pocas palabras: “No estás lejos del reino de Dios”. 

¿Qué me pide Dios?, ¿cuál es su voluntad para mí?, ¿qué decisión tomar frente a este asunto?, ¿cómo elegir lo más importante?... Cada uno podemos poner nuestras preguntas. Jesús no se enreda con minucias ni necesita preguntarte datos de tu vida y situación. No. Va al corazón: Escucha y ama. Escucha y ama. Escucha y ama. Y nadie se atrevió a hacerle más preguntas.

¿Escuchar? Sí, y amar. Porque si escuchas y no amas, la escucha puede convertirse en autocomplacencia, en resignación o en refugio para no hacer nada. Y no entenderás a quien te habla, ni a Dios ni a los demás. Terminarás escuchándote solo a ti.

¿Amar? Sí y escuchar. Porque si amas sin escuchar, tu amor se irá haciendo cada vez más pequeño, más automático o más artificial y amaestrado. Sin nada ni nadie que te mantenga vigilante, en camino, sabiendo que la medida del amor no la das tú mismo sino el Otro y los otros a quienes escuchas.

Todo parece mas simple cuando aplicamos el sentido común…  ¿verdad? Pero qué pocas veces lo hacemos, especialmente con las cosas de Dios.

Vuestra hermana en la fe, Rosa Ruiz

Comentarios
Ver 29 Comentarios
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.