Comentario al Evangelio del

Julio César Rioja, cmf

Queridos hermanos:

Comienza el Evangelio: “¡Cuidado con los letrados!”, los que sobresalen, ocupan los primeros puestos, se creen buenos, tienen claras todas las leyes, pero devoran los bienes de las viudas. “Esos recibirán una sentencia más rigurosa”, este es el comportamiento de la hipocresía religiosa. Mientras se exhibe la virtud a la vista de todos, se oculta la injusticia, (podríamos poner muchos ejemplos: con los empleados, los más necesitados…). Con lo cual todo lo que digan o piensen aunque sea muy bueno, queda viciado.

Los textos de hoy ponen dos ejemplos, que nos hablan de una forma nueva de dar o de darse. En la primera lectura Elías pone en dura prueba a una viuda: debía darle todo, a cambio de morir de hambre con su hijo. El pedazo de pan que se le pide es su todo. Y dio ese todo. Su generosidad total fue su alimento y su vida. Y desde aquel día nunca le falto el pan. El relato acaba con el cumplimiento de la promesa, porque la palabra de Dios a través de sus profetas, se cumple siempre. Esta es la diferencia entre dar limosna y darse. Lo mismo acurre con la viuda del Evangelio.

Jesús observa, como muchos ricos echan en cantidad para las ofrendas del templo, pero no se deja pasar de largo a los que no son importantes, una pobre viuda que echo dos reales. Parece que sabe mirar y entonces dice: “Os aseguro que esa pobre viuda ha echado en el cepillo más que nadie. Porque los demás han echado de lo que les sobra, pero ésta que pasa necesidad, ha echado todo lo que tenía para vivir”. No es lo mismo dar lo que nos sobra, que dar lo que necesitamos. Esto no quiere decir que no hay que dar, pero sin quedarse fuera de la ofrenda, debe afectar a nuestra vida. Pero Jesús va más allá, hay que darse u ofrecerse, dar vaciándose de sí mismos, dar como decíamos el domingo pasado con las Bienaventuranzas, siendo auténticos pobres de corazón.

Darse es la donación total de uno mismo, dejamos de poseernos, el cepillo es más bien un símbolo. La verdadera donación es de todo lo que tenemos para vivir, que no hace sólo referencia a las monedas. La viuda por ser pobre, pudo dar; pues dio de su pobreza, de su necesidad, su corazón estaba desprendido antes de traer las monedas. El darse a Dios y a los hermanos es la entrega total de uno mismo y de todos los bienes que se poseen (bienes en sentido amplio). El cristiano no debe de dar “limosnas” debe de darse a sí mismo, todo entero, por los demás.

Darse no es un problema de cantidad sino de generosidad. Hay que darse en la familia, en el trabajo, en el barrio, en la comunidad parroquial, en el campo sindical y político. La entrega debe ser total, no le damos a Dios una limosna, Jesús le entrego toda su vida y eso es lo que celebramos en la Eucaristía. Vivamos como aquellas viudas de Sarepta y de Jerusalén, pobres, pero con un corazón maravillosamente rico.

Quiero terminar con un texto de Dolores Aleixandre: “Cuando vio un día que una viuda pobre echaba en el cepillo del templo las dos moneditas que constituían todo su sustento (nosotros, por supuesto, ni siquiera la habíamos mirado…), nos dijo: Mirad, ella ha comprendido que la vida vale más que el alimento y el vestido. A partir de ahora, su existencia entera está a cargo del cuidado del Padre y, al que se despreocupa de lo suyo, Él la da por añadidura todo lo demás”.

Dios cuenta con todos, también con los excluidos y los que nos sentimos abrumados ante los problemas del mundo. Para Dios todos somos importantes y necesarios. Todos hacemos la historia, calladamente. Cuantas pequeñas viudas con nombres, compartiendo su vida en diversos lugares, que nadie las ve, y no necesitan halagos, ni aplausos, que deberían caernos mejor que las que salen en el “Hola” o en la televisión, vestidas de Zara y Armani. Hay otra historia real, compuesta por la sinfonía de historias pequeñas, escrita por personas anónimas, que tienen sangre roja y no azul, que son vecinos normales, que nunca llamaron la atención y nunca fueron reconocidos por su nombre. Son las verdaderas historias de amor. 

Comentarios

Deja tu mensaje:

Martha

Martha


el 5/11/15
Evangelio para el domingo 8 de Noviembre/15, Mar-
cos 12, 38-44.- Estando Jesus con sus discipulos en
el Templo de Herodes en Jerusalen, los ensenaba so-
bre el cuidado que debian tener con los Escribas, eran
gente instruidas, especialistas en la Escritura y cono -
cedores de la Ley, ostentaban con sus vestiduras lar-
gas, se sentaban en los primeros puestos, los que es-
tan al frente mirando hacia la congregacion; ellos ha-
bian convertido la religion en principio de honor pro-
pio y egoista: les da puestos, privilegios y bienes ma-
teriales. Tambien fueron motivo de ensenanza las
limosnas ,haciendoles notar a sus discipulos el con -
traste existente entre la limosna del rico, que era mu-
cho, pero daban lo que le sobraba, nunca afectaban
su vida en particular; con la lim » ver comentario
Me gusta 0
victoriasnchez

victoriasnchez


el 6/11/15
En este DomingoXXXII del T.O,Jesús nos da una lección de
humildad ,de generosidad,de no ambición y de no hipocresía.
Nos habla de la forma de obrar delante de Dios y de los hombres.
Jesús,se ncuentra en el templo y observa. como los escribas y
fariseos se pasean por él con buenas ropas, buscando los primeros puestos .Y les dice :"No seais así".
Y al entrar en el atrio de las mujeres observa como los ricos
echan monedas que suenan mucho.Pero llega una pobre mujer viuda y deposita en el cepillo dos moneditas pequeñas
que a los ojos de Jesús no pasaron desapercibidas porque se
dió cuenta de su generosidad y se su gran humildad.
Sus monedas no tienen apenas sonido ni fuerza...pero si están
llenas de amor.
Y nos pide que sigamos este ejemplo:Que nos abandonemos
tot » ver comentario
Me gusta 0
shanty g.r

shanty g.r


el 7/11/15
Los textos de hoy ponen dos ejemplos, que nos hablan de una forma nueva de dar o de darse. En la primera lectura Elías pone en dura prueba a una viuda: debía darle todo, a cambio de morir de hambre con su hijo. El pedazo de pan que se le pide es su todo. Y dio ese todo. Su generosidad total fue su alimento y su vida. Y desde aquel día nunca le falto el pan. El relato acaba con el cumplimiento de la promesa, porque la palabra de Dios a través de sus profetas, se cumple siempre. Esta es la diferencia entre dar limosna y darse. Lo mismo acurre con la viuda del Evangelio.por eso todos siempre debemos leer los evangelios porque contienen lecciones y verdades que tu debes practicar para ur con jesús nuestro salvador
Me gusta 0
Diosesmiguia

Diosesmiguia


el 7/11/15
hermoso este evangelio,debemos dejar de dar a Dios lo que nos sobra.¿acaso Él nos da de lo que le sobra a Él?
Me gusta 0
CONCHA.

CONCHA.


el 7/11/15
Hermano Julio Cesar, me encantan sus comentarios, al igual que los del resto de sus hermanos, esta tarde especialmente las lecturas dan, para hablar mucho, solo unas palabras que el Señor me de un corazón generoso y desprendido, como dice Santa Teresa de Calcuta, dar hasta hacerse daño, quien mejor que ella lo sabe, porque así lo experimento, Jesus de mi vida que así lo sienta yo también. Saludos a todos mis hermanos en Cristo Jesus y feliz día del Señor a todos.
Me gusta 0
seve gom

seve gom


el 7/11/15
Los que se visten de Zara y Armani también pueden ser buenos. No hay que juzgar por las apariencias.
Me gusta 0
SeñorTenMiseric

SeñorTenMiseric


el 7/11/15
Gracias por La pagina
Me gusta 0
pbro mariobruno

pbro mariobruno


el 8/11/15
Es posible que no se entienda bien el por qué tengo que dar "limosna" a Dios, o por qué tengo que ir a Misa... hay que entender tambien que Dios se desprende en los sacramentos, esa gracia que abundantemente esta disopuesta para quien la quiera recibir, pero muchas veces el apego a lo que vivimos cotidianamente y que le da sentidos a nuestras vidas nos impiden contemplar esa harina y ese aciete que nunca cesa de darsenos, ese amor y esa gracia por parte de Dios a nosotros, las viudas supieron contemplar y recibir en abundancia de lo que se habian desprendido y si teniendo dieron, ahora en la abundancia compartiran mas. saludos
Me gusta 0
julio vilchez

julio vilchez


el 8/11/15
gracias hermanos por con partir la en señanza de la palabra de jesus.
Me gusta 0
Jorge Eduardo C

Jorge Eduardo C


el 8/11/15

Contrariamente a lo que la lógica manda, los que menos tienen están más dispuestos a dar de sí incluso lo que se considera esencial para sobrevivir. Cuantas veces estamos buscando excusas cuando alguien nos pide ayuda, inventamos cualquier pretexto para convencernos a nosotros mismos que no podemos ayudar. ¿Es esta una falta de fe?
Me gusta 0
Víctor Manuel

Víctor Manuel


el 8/11/15
Realmente Dios no quiere limosnas sino que él quiere es el corazón de cada uno.
Me gusta 0
Alicia

Alicia


el 8/11/15
Los sufrimientos y las necesidades, de una pobre viuda, siempre son importantes para Dios. El mando a Elías a fortalecer su fe y darle bendiciones materiales en un momento que sentía que todo estaba perdido. La fe de la viuda en Dios, fue más fuerte que toda necesidad material. Así responde Dios a los que Creen con bendiciones materiales y espirituales, convirtiendo lo invisible en visible, lo dudoso por lo indudable.
En segunda lectura, nos dice que tenemos un sumo sacerdote, Jesucristo, que después de darse, en sacrificio puro y santo por nuestros pecados, ahora está a la derecha del Padre para interceder, por nosotros. Jesucristo se compadece, del creyente, esta para ayudarnos en toda necesidad, de manera permanente, acudamos a El sin temores, que, El comprende nuestras deb » ver comentario
Me gusta 0
Normma

Normma


el 8/11/15
La vida es tan corta que hay que aprender a desprenderse de todo a vivir el aqui y el ahora con una mirada de amor puesta en el projimo pero sabiendonos muy amados por Dios.En la medida que vivas el amor seras mas libre,
Me gusta 0
procopio

procopio


el 8/11/15
Cada uno debe saber donde tiene su Corazon. Lo habitual es tenerlo partido,repartido entre la riqueza y la generosidad,mas inclinado hacia un lado o hacia el otro. Cada uno debe saber donde se encuentra,y el evangelio de hoy nos dice donde debemos tenerlo en la totalidad.Dificil solos,pero Jesus nos ayuda.
Me gusta 0
Irenarco Cala B

Irenarco Cala B


el 8/11/15
"La mejor forma de dar es darse"…Señor Jesucristo,tú me enseñaste que la vida vale más que el vestido y el alimento; y tú diste tu vida por mí...muchas gracias...
Me gusta 0
Jose Rojas

Jose Rojas


el 8/11/15
Q grandeza la palabra del señor hoy en su dia"Quizas en el fondo cada quien sabe a Q nivel de generosidad esta nuestro corazon" pienso Q el señor jesus me invita a desprenderme de la carcel del materialismo y donarme al hermano como el lo hizo"Dios les bendiga"
Me gusta 0
Debora

Debora


el 8/11/15
Pido hermanos q me acompañen a orar por mi amigo Óscar lo han operado y le han diagnosticado un noventa por ciento de cáncer el es muy fuerte pero en esta etapa no quiere luchar quiere irse y a su familia la tiene muy angustiada por su decisión ...el no quiere pasar por quimio u operaciones...me açompañan a pedirle a Dios ..
Me gusta 0
Eduardo

Eduardo


el 8/11/15
JESUS, hoy nos da un ejemplo de humildad y generosidad, que tanto nos cuesta seguir, porque en nuestras culturas nos enseñañ que mientras mas cosas logramos mas valemos y ello fortalece nuestro ego. A la luz de esta palabra debemos hacer un alto y reflexionar porque la unica forma de sentirnos en paz con nosotros mismos, aunque tengamos muchos bienes materiales es siguiendo los preceptos de JESUS.
Me gusta 0
junior

junior


el 8/11/15
cada uno debe saber donde tiene el corazón con el diablo o con dios
Me gusta 0
junior

junior


el 8/11/15
cada uno debe saber donde tiene el corazón con el diablo o con dios
Me gusta 0
ashanti

ashanti


el 8/11/15
jesus es uno y el nos a dado el precioso don de la vida
Me gusta 0
Roberto

Roberto


el 8/11/15
Gracias hermanos por sus comentarios
Jesus nos enseña a ser humildes y generosos, ya que lo mas gratificante es dar a los demas, ser instrumentos de Dios, ya que el dio a su unico hijo para salvarnos a todos
Aleluya aleluya
Bendiciones
Me gusta 0
putaoe

putaoe


el 8/11/15
Comienza el Evangelio: “¡Cuidado con los letrados!”, los que sobresalen, ocupan los primeros puestos, se creen buenos, tienen claras todas las leyes, pero devoran los bienes de las viudas. “Esos recibirán una sentencia más rigurosa”, este es el comportamiento de la hipocresía religiosa. Mientras se exhibe la virtud a la vista de todos, se oculta la injusticia, (podríamos poner muchos ejemplos: con los empleados, los más necesitados…). Con lo cual todo lo que digan o piensen aunque sea muy bueno, queda viciado.
Me gusta 0
dayana

dayana


el 8/11/15
evangelio del domingo 08 de noviembre del 2015 , segun san marcos 12, 38-44. jesus nos da una leccion de humildad, generosidad, y de no ambision y de no hipocresia.
Me gusta 0
Peregrino

Peregrino


el 10/11/15
Agradezco a Dios haber descubierto esta página. Gracias!!
Me gusta 0
Alexis Lingan

Alexis Lingan


el 12/11/15
Nos habla de la forma de obrar delante de Dios y de los hombres.
Jesús,se ncuentra en el templo y observa. como los escribas y
fariseos se pasean por él con buenas ropas, buscando los primeros puestos .Y les dice :"No seais así".
Y al entrar en el atrio de las mujeres observa como los ricos
echan monedas que suenan mucho.Pero llega una pobre mujer viuda y deposita en el cepillo dos moneditas pequeñas
que a los ojos de Jesús no pasaron desapercibidas porque se
dió cuenta de su generosidad y se su gran humildad.
Sus monedas no tienen apenas sonido ni fuerza...pero si están
llenas de amor.
Y nos pide que sigamos este ejemplo:Que nos abandonemos
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.