Comentario al Evangelio del

Fernando Torres Pérez cmf

 

      El gran escándalo se produce cuando un cristiano no es capaz de perdonar. Eso es que no cree lo suficiente. El perdón es el centro de la vida cristiana. Sin duda, es su origen. En Jesús Dios nos acoge a todos sin medida. Jesús es la imagen viva del Dios que cura y sana, del Dios que crea y recrea. Dios tiene el poder de crear la vida y lo usa con nosotros.
      No deja de ser curioso que hay un punto en el que el hombre se ha igualado a Dios. Hoy tenemos la capacidad de destruir la vida en el planeta. De un golpe lo podemos hacer con la energía nuclear que está convertida en bombas en miles de cabezas nucleares de misiles repartidos entre unos cuantos países. Y más lentamente lo estamos haciendo entre todos con la contaminación de este planeta en el que vivimos. Nos hemos igualado a Dios en la capacidad de destrucción de la vida (curiosamente es un poder que nuestro “todopoderoso” Dios no ha utilizado nunca, quizá porque ama demasiado a su creación).
      Pero no nos hemos igualado a él en su capacidad para crear y recrear la vida. Algo nos acercamos con la medicina. Pero un poco sólo. Algo también nos podemos acercar con el perdón. Cuando perdonamos, damos una nueva oportunidad a la persona perdonada –sea otra persona o nosotros mismos–. En realidad, la recreamos, le ayudamos a salir del laberinto que supone la culpa y el pecado. La ofensa es siempre y sobre todo una ofensa y una condena a nosotros mismos. El daño se lo hace más el ofensor a sí mismo que al ofendido. El ofensor hiere sobre todo su propia dignidad. El ofendido mantiene incólume su dignidad por más que física o psicológica o espiritualmente haya sido herido. El que necesita curarse es más el ofensor que el ofendido.
      El perdón cura y sana. El perdón recrea la vida. El que perdona cree en la vida y por eso abre caminos al herido, al que se ha autolesionado con su forma de actuar. Aquí es donde se une crear y creer. Sólo puede crear el que cree. Dios nos crea porque cree en nosotros. Cree que valemos la pena a pesar de nuestra fragilidad. “Tanto amó Dios al mundo que mandó a su hijo para salvarnos...”
      Para perdonar tenemos que creer que el que nos ha ofendido es también hijo de Dios. Y si creemos eso, podremos hacer algo mucho más importante que hacer que una planta se arroje a sí misma en el mar. Podremos recrear la vida en el ofensor, en el herido, podremos curarle y darle una nueva oportunidad. Basta con perdonar.

Comentarios

Deja tu mensaje:

Olga E.
Olga E.

el 10/11/14
Cuando nos toca escuchar este pasaje, tendemos aplicarlo a quienes administran lo que algunas veces interpretamos como iglesia, olvidamos que somos los bautizados somos las piedras que le damos forma a esta edificacion espiritual. Hoy tanto por la interpretacion del cura de mi parroquia, como el comentario de don JULIO CESAR RIOJA, que dicho sea de pasofueron en el mismo sentido, me senti ese templo, donde Jesus tiene que llegar en muchas ocasiones a hacer limpieza.
Senor!.. dadme la humildad y sencillez de corazon para reconocer en mi vida el momento en que tengo que hacer un alto en mi camino, revisar esta casa que es templo del Espiritu Santo y proceder a ordenarla, elimiando todo aquello que me aleje de Ti. AMEN
Me gusta 0
Matilde
Matilde

el 10/11/14
Como nosotros perdonamos.. rezamos una y otra vez en el Padre nuestro. Yo puedo perdonar con la cabeza en cambio me es casi imposible perdonar con el corazón y así sin embargo lo exige Jesús,
Que cada uno perdone de corazón a su hermano.
Dime querido hermano Fernando, ¿ conoces tú un medio que pueda ayudarme a conseguirlo ?
Me gusta 0
Jorge A.
Jorge A.

el 10/11/14
Gracias Señor por Tu Palabra.
Creo que la capacidad de perdonar es un Don Divino. Si se perdona a la persona que te ofende corresponde esto a decir que Dios también lo perdona?? La ofensa es un mal presente en todos nosotros producto de los defectos de la humanidad. La ofensa es el resultado de la hipocresía de todos nosotros, ya que no somos humildes. La sinceridad aunque duela puede uno sentirse ofendido pero si es una verdad no es una ofensa, en tal caso hay que diferenciar. Nuestro Dios nos ha dado este Don de perdonar algunas veces en situaciones muy difíciles pero al perdonar existe alivio. El problema que si te ofenden una y otra vez y mucho mas que siete como dicen la Lectura de hoy, parece que cansa. Tampoco el ofensor te pide disculpa, como tampoco se arrepiente, incluso ell » ver comentario
Me gusta 0
Joselito H/
Joselito H/

el 10/11/14
En el Evangelio de hoy el Senor nos habla del perdon, para estro hermanos, no importa las veces que nos ofenda, debemos tener la disposicion siempre de perdonarlo, porque ese es el mandato que Jesus, nos ha dejado, siendo El, el ejemplo vivo, de perdon en los momentos en que fue acusado injustamente y clavado en una cruz, siempre perdono a sus verdugos.
Me gusta 0
susana medaglia
susana medaglia

el 10/11/14
Hermosa reflexión creer y crear, amar y perdonar. Que bueno comenzar así la jornada.
Me gusta 0
hugo2547
hugo2547

el 10/11/14
En la práctica no es tan fácil perdonar porque nuestro sistema de convivencia social es competitivo y a veces violento de allí se generan todo tipo de agresión y ofensas. Mi duda es si debo perdonar sólo si hay arrepentimiento o perdonar automáticamente aunque a mi ofensor no le importe el daño ocasionado.
Me gusta 0
Francisco
Francisco

el 10/11/14
El perdón es una de las cosas que mas me ha costado en la
vida, se que algo me falta para poder perdonar y reanudar la relación que tenía anteriormente con mi familia

Me gusta 0
Olga E.
Olga E.

el 10/11/14
Siempre he sentido que el perdon es nun regalo que el Senor nos hace. Creo que independientemente de la ofensa recibida, otorgar el perdon nos permite tener paz , no acumular odios ni rencores.Tener presente que Cristo con su ejemplo y su predica fue muy claro, es mas en el Padre Nuestro lo dejo establecido y condicionado : PERDONA NUESTRAS OFENSAS, ASI COMO NOSOTROS PERDONAMOS .............Es cierto que a veces nos cuesta demasiado, pero con la ayuda del Senor se puede, pero sobre todo pensar que mientras en nuestras conciencias aniden sentimientos de rencor y resentimientos no estaremos en paz con nosotros mismos, con los demas y mucho menos con Dios.
Senor haz que crezca en mi, la capacidad de perdonar y que Cristo Jesus, sea siempre el ejemplo a seguir. El que con su sangre pa » ver comentario
Me gusta 0
gustavo spallet
gustavo spallet

el 10/11/14
10-11-14 Hugo 2547:el perdon es un ejercicio en el que se perdona independientemente del arrepentimiento del agresor. Es un entrenamiento en el que nos elevamos cada vez mas, hasta lugares inpensados. Se ve el mundo diferente, de modo tal que ya no nos lastiman, aun lastimandonos, es tan grande nuestro amor que aun en situaciones durisimas, se nos da la tranquilidad, y no hay nadie que nos ofenda, porque amamos toda la obra del creador, hasta al mas inhumano de nuestros hermanos. Esto se consigue mediante el ejercicio del sufrimiento y mediante la logica de la hermandad. Amar al enemigo, no tiene que ser algo extraordinario, si no que es lo ordinario para el cristiano.
Me gusta 1
isidro
isidro

el 10/11/14
perdonar es una de las misiones mas dificles de hacer, sobre todo cuando la herida es profunda y dolorosa, pero tambien es mas significante para DIOS esa capacidad de perdonar, porque no solo esta matando su orgullo, sino que fortalece su amor a DIOS en su ofensor, si nosotros ante DIOS no somos nada y nos perdona, imaginense ofender al Rey de reyes , al unico DIOS a cada momento y nos perdona.
Me gusta 1
sebastian
sebastian

el 10/11/14
Hola hugo. Jesus en la biblia enseña que el perdon es incondicional, perdona a tu projimo como a ti mismo. Si te tuvieses que perdonar a vos mismo te pondrias alguna condicion? Sin embargo nuestro perdon humano es condicionante pero hecho en el Espiritu de Dios es un perdon sin preguntas sin condiciones como Jesus nos perdono a nosotros. Y si pones en practica ese perdon, eso va producir un cambio en tu entorno social porque es el impacto que produce el amor de Dios en las personas. Angelsebastianmartinez@gmail.com
Me gusta 1
mariana guzman
mariana guzman

el 10/11/14
Yo tengo la misma inquietud que tu hugo, por favor necesito respuesta, gracias. Dios les bendiga.
Me gusta 1
Irenarco Cala
Irenarco Cala

el 10/11/14
Pienso que nuestro alimento diario, es el Perdón y que un perdonado debe perdonar. ¡Jesucristo el Hijo de Dios, en la Cruz murió para que se nos perdonaran nuestros pecados y al tercer día resucitó de entre los muertos y vive con nosotros. Hoy inicio mi tiempo de Perdón y que Papá Dios no tome en cuenta nuestra ofensas. Amén
Me gusta 1
oscar71
oscar71

el 10/11/14
perdona para tu sanacion espiritual por que el odio no hace daño a quien odiamos sino a nosostros mismos
Me gusta 1
ciudadredonda
ciudadredonda

el 10/11/14
Perdonar siempre. Eso es bueno para el perdonado y para el que perdona. No es bueno dejar las heridas abiertas. Cuesta a veces. Cuesta mucho. El corazón duele y quiere venganza. Pero eso no soluciona nada. Con lo de "ojo por ojo" lo más llegamos a quedarnos todos ciegos. Mejor perdonar. Y dar al otro y darme a mí mismo una nueva oportunidad. Como Dios hace con nosotros.
Me gusta 1
teresa
teresa

el 10/11/14
No es fácil perdonar, pero generar dolor por odiar y no perdonar es castigarnos a nosotros mismos por un error cometido o simplemente porque no queremos perdonar. La mayor parte de mi vida la pase odiando,peleando y renegando de los que me hicieron daño y solo ahora que tengo un encuentro mas cercano a Dios es que veo mi error;acabando con mi vida y con los que amo porque devolvía con lo mismo a los que me hacían daño. Ahora que tengo el gozo de acercarme a Dios en su palabra y recibir en la eucaristía a Jesucristo me lleno de alegría,confianza y fé el rencor se fue el perdón llego a mi. Comienza por poco y llegaras.
Me gusta 1
Angelina
Angelina

el 10/11/14
La palabra nos lleva a la reflexión de cual es nuestra actitud ante las ofensas recibidas del hermano si tenemos la madurez espiritual de e entender y comprender que debemos evitar la confrontación y consiliar tratando de mantener la comunicación y en amor resolver los problemas poniendo la voluntad de Dios ante todo
Ed
Me gusta 1
Eduardo
Eduardo

el 10/11/14
Es muy difícil, ¿Qué haría si alguien mata y viola a mi hija? ¿Lo podría perdonar? No lo se. Pero si no pudiera, tendría que rezar muchas horas por día durante mucho tiempo pidiéndoselo a Jesús. Entonces va a llegar el momento que voy a poder. Sólo así con la gracia de Cristo, sino humanamente no se si podría. Sucedió en una ciudad de los Estados Unidos que un jovencito fue asaltado y muerto por un adolescente drogado. Él era hijo único. La madre para que no le volviera a pasar lo mismo que a ella a nadie más, puso en marcha una fundación que recogía y recoge, para su recuperación, adolescentes adictos. Según sus palabras, pudo perdonar y hacer eso lo pudo luego de mucha oración y agregaba que en realidad era obra de Dios y no de ella.
Me gusta 1
Lissett
Lissett

el 10/11/14
Dios nos manda a perdonar pero nosotros los humanos aunque leamos la biblia siempre ay rencor y no es tan fácil porque yo he visto en la iglesia personas servidoras que actúan de esa manera y están mas cerca de la palabra del señor, son ofensivas, con un gesto expresan su malacrianza que hacer en este caso. En ocasiones el sacerdote sabe y que debería hacer.
Me gusta 1
Roberto RB
Roberto RB

el 10/11/14
El Perdón es lo único que nos acerca realmente a nuestro Creador, lo único que nos hace semejantes a Él, pues el Perdon es fruto del Amor. Si alguien nos ofende o nos lastima solo hay que perdonarlo, a pesar de se arrepenta o no, si le damos el ejemplo perdonando tal vez surga en esa persona el deseo del arrepentimiento, y si no pues nosotros ya estamos en paz. Pero el Perdón solo es real si primeramente nos perdonamos a nosotros mismos, es puro Amor, pues si no nos amamos a nosotros mismos es imposible poder amar a alguien mas.
El no perdonar y guardar rencores es peor que estar preso, es esclavizante y solo lleva a la infelicidad y no nos permite apreciar lo hermoso que Dios nuestro señor nos regala a diario, cuando lo que le damos nosotros a Él, es una miseria, las sobras.
Pida » ver comentario
Me gusta 0
NATITO
NATITO

el 10/11/14
El padre de mis hijos convive hoy con una pareja que cuando vivía conmigo la consigió yo me separé y con el tiempo los pude perdonar pero me trato con él, pues es el padre de mis hijos a la señora no la trato pero si a sus hijos,yo creo que ahí tambíen está el perdón.
Me gusta 1
Pedrito
Pedrito

el 10/11/14
Hermosa reflexión Fernando. Dios lo bendiga.
Me gusta 0
José María G.
José María G.

el 10/11/14
Hay un pasaje en el evangelio, en el que dice JESUS, ( quien este libré de pecado que tire la primera piedra ). Debemos perdonar incondicionalmente, como lo hace El, si Jesus nos perdonara, pero se quedará un poco resentido por haberlo ofendido, no una vez sino muchas, ¿cómo nos sentiríamos? Creo qué muy mal, pues entonces hagamos lo mismo, sin calcular el pecado o la ofensa, cuesta porque somos humanos, pero pensad que en este mundo, todo es bano y humo.
Me gusta 0
Alejandro
Alejandro

el 10/11/14
Perdonar es curar el alma y estar bien con dios mismo. El perdona nuestros pecados cuando nos arrepentimos de corazon. Asi nosotros devemos de ser como el perdonar a nuestro proximo. No inporta los veses que nos ofenda como dice el evangelio. De hoy si siete veses te ofenden siete veses perdona y esta mas. Amen
Me gusta 0
corina
corina

el 10/11/14
El resentimiento es la defensa que ponelrea mente, con su barrera, ante algo desagradable que sucede. Yaunque parezca justo si no salimos de el, el ser humano se unde, se encierra, se apaga, se anula y terminata vagando por un vacio inmenso; en plena soledad, aunque si se inyenta salir del resentimiento, tal vez, encuentre la via para con esta pobre sabiduria del ser humano. Que el Senor nos ilumine recuperar lo que nuestra mente nos arrebato
Me gusta 0
Silvia
Silvia

el 10/11/14
Sii hay que perdonar aún cuando el ofensor no nos pida perdon o muestre arrepentimiento, hay que perdonar y rezar por esa persona que nos lastimo, que nos hirio en nuestro corazon. Que Dios todopoderoso les de la luz que necesiten y guie nuestro camino. Bendiciones para todos.
Me gusta 1
gustavo spallet
gustavo spallet

el 10/11/14
La pena de muerte es lo contrario al perdon. Aquellos paises que la aplican demuestran que no han logrado madurar el sentido de la verdadera hermandad. Las guerras son tambien reflejo de la inmadurez moral .
Me gusta 1
caperucita Dj
caperucita Dj

el 12/11/14
el perdón es muy fundamental hay que saber perdonar a quien nos ofende y nos humilla por que estos pequeños detalles hacen que vayamos a la gloria
Me gusta 0
caperucita Dj
caperucita Dj

el 12/11/14
el perdón es muy fundamental hay que saber perdonar a quien nos ofende y nos humilla por que estos pequeños detalles hacen que vayamos a la gloria
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.