Comentario al Evangelio del

C.R.

Queridos amigos:

Sería interesante seguir a Pablo y Bernabé en sus correrías apostólicas por Listra, Iconio, Antioquía, Perge, Atalía, etc. pero, sin menospreciar los viajes de Pablo y sus colaboradores, centrémonos hoy en las palabras de Jesús.

Quizá nunca como en los últimos meses ha sido tan intenso, tan global, el deseo de paz en nuestro mundo. Existen instituciones de todo tipo dedicadas a trabajar por la paz.

¿Por qué es tan intenso este anhelo? ¿Por qué se ha producido esta enorme ola mundial? ¿A qué responde? ¿Cómo se entiende la paz? Es tan enorme el caudal de propuestas que no sabría encontrar respuestas acertadas a estas preguntas. Lo que percibo con claridad en este cuadro es la fuerza profética de las palabras de Jesús: La paz os dejo, mi paz os doy. No os la doy como la da el mundo.

  • En estas palabras no se hace una llamada a “luchar por la paz” sino a “recibir el don de la paz”. Este es un cambio sustantivo. Hoy nos sentimos protagonistas de la lucha por la paz. Multiplicamos las manifestaciones, enarbolamos pancartas, inundamos internet de “sitios pacifistas” ... Todo esto es síntoma de un anhelo profundo, humano, pero ¿es éste el camino hacia la paz? Al mismo tiempo que luchamos por conseguirla, ¿nos esforzamos por acogerla? El gran don del Resucitado es la paz.
  • La paz de Jesús no parece coincidir con la paz del mundo. Esto resulta chocante. A menudo, nuestro concepto de paz equivale a ausencia de conflictos, a tranquilidad. Esta paz de “fin de semana tumbados en la arena” no es la paz de quien ha venido a traer fuego a la tierra. La paz que Jesús anuncia y la paz que Jesús es (Cristo es nuestra paz) es una realidad que va más allá de la ausencia de guerra: implica una forma de entender la vida y las relaciones con Dios, con los demás, con la naturaleza. Aislada de este contexto, se convierte en una caricatura y no en una buena noticia.

Os invito a terminar repasando el Decálogo de Asís para la paz. En él encontramos caminos concretos para hacer más pacífica y pacificadora nuestra vida cotidiana. Es la manera de convertir el don de Jesús en compromiso de vida.

Comentarios

Deja tu mensaje:

R.VELIN

R.VELIN


el 19/5/14
Pablo a pesar de ser maltradado sigue anunciando la buena noticia del Dios de la PAZ ,SOLO jESUS PUEDE LLENARNOS EL VACIO QUE HAY EN LA HUMANIDAD y esta paz es eterna y no como el mundo predente hacernos creer que en tener todo lo material nos puede llegar la paz,creo yo se debe asercar más a Dios día día con las dificultades que podamos tener y confiados en El la paz llegará a pesar de los malos momentos que estemos pasando
Me gusta 0
Soraya

Soraya


el 20/5/14
La Paz de Cristo está en acogerle en nuestras vidas, en abrazar su cruz con serenidad. Que durante el mes de mayo nuestra Madre María prepare nuestro corazón para recibir La Paz que Jesús nos da.
Feliz día. Que Dios os bendiga
Me gusta 0
Joselito H.

Joselito H.


el 20/5/14
Senor, ayudame a tener la Fortaleza del Apostol Pablo, para seguir adelante, con la mission de ayudar al que nesecita del conocimiento del Evangelio, Pablo convencido del llamado de Jesus y acompanado de Bernabe y fortalecido con el Espiritu Santo, agotaron su vida, recorriendo el mundo y predicando tu Evangelio, tal y como Tu Senor se lo habias enconmendado.
Me gusta 0
Silvia. H.

Silvia. H.


el 20/5/14
Queridos Hermanos: muchisimas gracias por brindarnos tiempo y ayudarnos a crecer cada vez mas en nuestra fe hacia el Señor, pues el es el único que no da la Paz que tanto anhelamos, cada palabra cada versículo escrito en la biblia nos ayuda entender el gran amor que tiene el por nosotros ese inmenso amor que desborda en tranquilidad y Paz. que sobrepasa todo entendimiento humano solo él nos los da por ese inmenso córazon misericordioso que tiene, mil bendiciones hermanos y gracias.
Me gusta 0
Sandra

Sandra


el 20/5/14
La PAZ... Dichosos quienes la encontramos en JESUCRISTO.
Me gusta 0
maria Munoz

maria Munoz


el 20/5/14
Gracias dios padre por dejar tu paz. En nuestros corazones a mi i a mi familia te amo sensor mío i dios mío amé
Me gusta 0
Irenarco Cala

Irenarco Cala


el 20/5/14
Señor Jesucristo, hoy más que nunca tú y sólo tú, eres mi paz. Hoy y siempre viviré con el don de tu paz. Gracias
Me gusta 0
Adriana P.

Adriana P.


el 20/5/14
Jesús nos regala su Paz, esa que va directa al corazón, al sentimiento, a la razón y que nos permite devolverla a los demás con una sonrisa, con un gesto solidario, con una acción concreta, que nos identifica como cristianos y personas de buena voluntad. Señor que la Paz que nos donas modifique nuestra forma de vivir, de ver las cosas del mundo, respetando a los demás en la diversidad. Que así sea.
Me gusta 0
juanita

juanita


el 20/5/14
Dios nos invita a tener confianza siempre en el por que el es un Dios que esta a nuestro lado que no nos sintamos solos que el nos alegra con su paz, que nos sintamos seguros y que pidamos a el con confianza sabiendo que el escuchara nuestras peticiones.
Me gusta 0
juanita D

juanita D


el 20/5/14
Dios ,gracias por darnos esa paz que solo puede venir de ti en el momento que mas estamos necesitando, gracias por dejarnos ver que si tenemos fe en ti todo nos alegrara y no tendríamos cobardía ante las adversidades de la vida.
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.