Comentario al Evangelio del

Juan Lozano, cmf

Querido amigo/a:

¿De qué estás cansado/a? ¿Del ritmo de vida que llevas? ¿De esa relación personal que no termina de arreglarse? ¿De la falta de comprensión que los demás tienen hacia ti?  ¿De esta crisis que no acaba de terminar? ¿De las estructuras injustas sociales que te impiden realizarte y oprimen a muchos? ¿De que las cosas no salen como quisieras? ¿De que no te hacen caso? ¿Cansado de vivir? ¿De qué estás cansado? Piénsalo y exprésalo con sinceridad, sin autoengaños. Escúchate y dítelo a ti mismo, porque el Señor, a través de su Palabra, hoy nos hace una invitación muy concreta: ¡ven y descansa!

Por un lado, uno de los protagonistas del Adviento, el profeta Isaías, nos dice: … Él da fuerza al cansado, acrecienta el vigor del inválido; se cansan los muchachos, se fatigan, los jóvenes tropiezan y vacilan; pero los que esperan en el Señor renuevan sus fuerzas, echan alas como las águilas, corren sin cansarse, marchan sin fatigarse. Por otro, el Evangelio refuerza esta invitación con el imperativo que Mateo pone en boca de Jesús: Venid a mi todos los que estáis cansados y agobiados, y yo os aliviaré.

Está muy claro, la invitación es que hoy encuentres algún momento de paz, en medio de tus rutinas diarias, para orar descansando; para abrir tu corazón a Jesús y enseñarle todos tus cansancios existenciales que no te dejan vivir, que te restan energías y te quitan alegría. Para dejar que la fuerza de la Gracia que nos llega a través del Espíritu Santo, reponga tus fuerzas, toque tus heridas, alivie tus cargas. Déjate querer por el Señor, descansa en Él, para un poco. Sin prisas, sin correr, sin ansiedad. Su acción es lenta, pero segura, reparadora. Sólo hay que dejarse hacer, ponte a tiro.

Vuestro hermano en la fe: 

Juan Lozano, cmf.

Comentarios

Deja tu mensaje:

Joselito H.
Joselito H.

el 11/12/13
El Evangelio de este dia, me resulta bien ajustado a mi persona, porque parte de``esta reflexion toca a mi puerta, para depertarme del cansancio que tengo en mi vida spiritual, por no ser sincere con migo mismo, lentamente me va llevando a la desesperacion y a la angustia, Ayudame, oh Jesus a ser sincere con migo mismo y a despertar de este sueno que me atormenta mi espiritu con un costante insomnia spiritual.
Me gusta 0
wilmer373
wilmer373

el 11/12/13
“Cargad con mi yugo, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón”. Jesús se propone a sí mismo como camino hacia el Padre. Él está por encima de la ley, y su yugo, no cansa, alivia. Cargar con su yugo es ir con Él, seguirle. Él ha hecho el mismo camino que invita a vivir, y así, se ha convertido en referencia, en criterio de discernimiento. Con Él, que ha vivido hasta el final su humanidad, aprendemos, y experimentamos el que “mi yugo es llevadero y mi carga ligera”.
Me gusta 0
richi947
richi947

el 11/12/13
¿De qué estoy cansado? Seguramente de andar y andar sin tener un momento para arrodillarme y orar con El. Jesús, cada tanto, cuando lo dejaban los seguidores, se hacía un tiempito para orar al Padre y seguramente con ello recuperaba las fuerzas. Y nosotros ¿lo hacemos seguido? Me refiero a los que nos toca vivir en el mundo, este mundo convulsionado que sacude de un lado para otro. Señor, dame de tu paz y tu alivio! Amén.
Me gusta 0
Irenarco Cala
Irenarco Cala

el 11/12/13
Ante tanta necesidad de vivir en paz, hoy estoy seguro de que nosotros junto con los pastores de Belén podemos bien decir y aplicar: "Gloria a Dios en las alturas y en la tierra paz y buena voluntad para con los hombres".
Me gusta 0
pedro Anibal
pedro Anibal

el 11/12/13
Queridos hermanos, cuan grande y misericordioso es el amor de Dios que nos invita a descansar en su regazo, venid los que estén cansados y desvalidos que os aliviaré su carga, por eso no dudemos en ir al encuentro de Jesús para que nos ayude hacer llevadero nuestros problemas por que muchas veces en condición de humanos nos limitamos a claudicar cuando ya no podemos con nuestras aflicciones y no vamos en busca del Dios poderoso, seamos obedientes y pongamos en manos de Dios nuestras cargas cuando al menos ya no podemos.
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.