Enviar artículo

“Estaba enfermo y me visitasteis” (Mt 25, 36)

Hemos acabado el año litúrgico con un Evangelio que más concreto no podía ser. Entre otras cosas, leemos las siguientes palabras del Maestro: “... Estaba ennfermo y me visitasteis...” (Mt 25, 35).