Enviar artículo

4. Una espiritualidad sin horarios
Si en siglos pasados se pudo entender la vida cristiana como "fuga del mundo" para darse a la contemplación divina, en la actualidad es imposible.