icono estrella Nº de votos: 0

Evangelio Seglar para el Primer Domingo de Cuaresma (10-03-2019)

Laiconet -

PRIMER PASO: LECTIO
¿Qué dice el texto?

Lectura del santo evangelio según san Lucas 4, 1-13

El Espíritu lo fue llevando por el desierto, mientras era tentado

En aquel tiempo, Jesús, lleno del Espíritu Santo, volvió del Jordán y, durante cuarenta días, el Espíritu lo fue llevando por el desierto, mientras era tentado por el diablo. Todo aquel tiempo estuvo sin comer, y al final sintió hambre. Entonces el diablo le dijo: "Si eres Hijo de Dios, dile a esta piedra que se convierta en pan." Jesús le contestó: "Está escrito: «No sólo de pan vive el hombre»". Después, llevándole a lo alto, el diablo le mostró en un instante todos los reinos del mundo y le dijo: "Te daré el poder y la gloria de todo eso, porque a mí me lo han dado, y yo lo doy a quien quiero. Si tú te arrodillas delante de mí, todo será tuyo." Jesús le contestó: "Está escrito: «Al Señor, tu Dios, adorarás y a él sólo darás culto»". Entonces lo llevó a Jerusalén y lo puso en el alero del templo y le dijo: "Si eres Hijo de Dios, tírate de aquí abajo, porque está escrito: «Encargará a los ángeles que cuiden de ti», y también: «Te sostendrán en sus manos, para que tu pie no tropiece con las piedras»". Jesús le contestó: "Está mandado: «No tentarás al Señor, tu Dios»". Completadas las tentaciones, el demonio se marchó hasta otra ocasión"

SEGUNDO PASO: MEDITATIO
¿Qué nos dice el texto?

Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.

DESDE LA ENFERMEDAD
(matrimonio, 50 años casados, él enfermo, ella le cuida, pertenecen a comunidad parroquial) 

Leyendo el Evangelio de este Domingo y viendo como el diablo siempre acecha a los débiles, es verdad que somos limitados, y a veces cada uno en sus circunstancias, yo hablo desde nuestro matrimonio cristiano y la enfermedad, tanto mi marido que es el enfermo y yo como su cuidadora, hay momentos que quisiéramos tirar la toalla, pero en ese preciso momento Dios  que sabe de nuestras debilidades y flaquezas, os puedo decir que a día de hoy que ya son unos cuantos años, nunca nos abandona. También es cierto, que desde el primer día de nuestro matrimonio lo invitamos a nuestra casa y esa fortaleza y lucha que llevamos si no fuera porque en esos momentos sentimos que lo tenemos cerca y no nos deja de la mano, sería más difícil todo, pero somos una pareja feliz y hemos aceptado las enfermedades, dando gracias todos los días por todo lo que nos proporciona, que es mucho, más de lo que nos merecemos. Y ya para terminar, en mi nombre y en el de mi marido, hago alusión a nuestros hijos y nietos, que son un regalo de Dios.

DESDE EL TRABAJO
(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento eclesial)

Al igual que los mandamientos se pueden resumir en dos, la raíz de todo lo que nos aparta de Dios se puede resumir en tres, y esto, que vale para toda nuestra vida, también penetra en nuestra vida profesional. Las tentaciones acompañaron a Jesús todos los días de su vida. Con nosotros sucede igual, y aparecen especialmente en los momentos en los que esa vida se vuelve desértica o cuesta arriba.

- La piedra en pan: La tentación de TENER, que surge del miedo a la inseguridad. Cuantos más bienes materiales tengamos, daremos mayor satisfacción a nuestro cuerpo y al mundo. Dios y lo trascendente se alejan, porque lo real e importante es el mundo terreno. Nos levantamos por la mañana y gastamos nuestro tiempo sólo para pagar facturas y ahorrar para el próximo homenaje. También centrarse en el hacer, que es observable, y no en el ser, que ni se ve, ni se acumula. Tener números y gráficas con las que tranquilizar nuestra conciencia con la misión. Además es un agujero negro. no hay nada que puedas conseguir que te quite completamente la inseguridad.

- El poder y la gloria: La tentación del PODER, que surge del miedo a la insignificancia y la soledad. Cuánto más éxito tengamos, más garantía de ir por el buen camino.  Con Dios nunca se sabe, El feedback de Dios de nuestra misión es a veces lento, a veces confuso, siempre molesto. El éxito del mundo es la droga inmediata y adictiva de tener compañía y razón siempre, que nos hacen insoportable el silencio y la soledad, que es dónde Dios nos habla.

- Beneficiarse de Dios: La tentación del VALER, que surge del miedo a la incertidumbre de Dios. Ya que hemos renunciado a lo del mundo, triunfemos a lo grande en lo religioso. Porque con todo lo que sabemos, y toda la experiencia religiosa que tenemos a nuestras espaldas, somos más que todos estos publicanos que nos rodean en la oficina (y a veces en la Iglesia). No podemos resignarnos a ser un hijo más, como el resto. ¿Dónde está nuestra palmada divina en la espalda? ¿Por qué me ocurre esto a mí, si soy de los buenos?

Y aún venciéndolas, el diablo se marcha hasta la próxima ocasión. Pero se va rabiando porque le hemos arrancado un regalo divino: La consciencia de nuestra fragilidad.

TERCER PASO: ORATIO
¿Qué nos hace decir el texto?

(mujer, soltera, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento eclesial)

Señor Dios, te pedimos que tu Espíritu oriente nuestras vidas
y que nos aleje de las tentaciones que cada día se nos presentan.
Que la Fuerza de tu Espíritu nos guíe hasta Ti
y nos ayude a encontrar tu Voluntad para cumplirla, siéndote fieles,
y superando las tentaciones que intentan apartarnos de Ti
y de la misión a la que Tú nos envías cada día en medio del mundo.
Que tu Palabra de Vida sea la que alimente y purifique nuestro corazón
durante estos días de Cuaresma que ahora comenzamos,
y que Ella sea nuestro escudo para protegernos del mal que nos rodea.
Que la Oración nos ayude a encontrarnos y comunicarnos contigo,
para alabarte y adorarte sólo a Ti, Señor Dios nuestro.
Ayúdanos tú Señor, que ere Padre Bueno y Misericordioso,
para que el afán de poder y de dinero que nos ofrece a diario nuestra sociedad
no nos ciegue ni nos impida ver que sólo Tú eres nuestra Luz y Salvación.
Que la confianza en Ti, Señor, y la fe que Tú nos regalas cada día
nos defiendan de todo mal ante nuestra fragilidad y debilidad.
Te pedimos a Ti Señor, Dios Padre Bueno, y Todo Misericordia,
que aumentes nuestra fe durante este tiempo de Cuaresma,
y que no nos dejes caer en el tentación de utilizarte para nuestro propio interés
en vez de buscar Tu Voluntad y el Bien común que Tú deseas,
ni nos dejes caer en la tentación del afán de dinero, prestigio, éxito y poder. Amén

CUARTO PASO: CONTEMPLATIO
¿Quién dice el texto?

(Autorizado por el autor, Fano en www.diocesismalaga.es)

ÚLTIMO PASO: ACTIO
¿A qué nos lleva el texto?

(matrimonio, 2 hijos, él trabaja, el matrimonio pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)

Jesús, antes de iniciar su misión, fue tentado.
Ninguno de nosotros estamos libres de la tentación. Hemos de saber discernir, en cada momento, qué es tentación y qué nos viene de Dios, formando parte de su Reino.
Te invitamos para actuar desde el Evangelio de esta primera semana de Cuaresma, a hacer ejercicio serio de discernimiento para comprender por dónde te está llegando la tentación en este momento de tu vida. Hemos de tener cuidado porque la tentación puede llegar tan “camuflada” o distorsionada que ni la reconozcamos. Incluso podemos estar convencidos de que no es tentación, sino presencia del Padre.
Mira dónde está tu desierto particular; ese en el que el tentador, se hace presente.
Una vez que yo “pongo nombre” a mis tentación es más fácil saber cómo afrontarlas y buscar la palabra o la acción concreta que las limite.
Estemos en alerta especial cada día de esta Cuaresma, para no ser tentados. Intensifiquemos la oración, el silencio, la escucha, el tiempo de retiro… Desde hoy, desde ahora mismo…. Durante estos cuarenta días…
“…Jesús, lleno de Espíritu Santo, volvió del Jordán y el Espíritu lo fue llevando durante cuarenta días por el desierto…”

Si te ha gustado, compártelo:
icono etiquetas etiquetas :
icono comentarios Sin comentarios

Comentarios

escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.