icono estrella Nº de votos: 0

Evangelio Seglar para el Domingo 28 de febrero de 2016

Laiconet -

PRIMER PASO: LECTIO
¿Qué dice el texto?

Lectura del santo evangelio según san Lucas 13, 1-9

Si no os convertís, todos pereceréis de la misma manera

En una ocasión, se presentaron algunos a contar a Jesús lo de los galileos cuya sangre vertió Pilato con la de los sacrificios que ofrecían. Jesús contestó: "¿Pensáis que esos galileos eran más pecadores que los demás galileos, porque acabaron así? Os digo que no; y, si no os convertís, todos pereceréis lo mismo. Y aquellos dieciocho que murieron aplastados por la torre de Siloé, ¿pensáis que eran más culpables que los demás habitantes de Jerusalén? Os digo que no; y, si no os convertís, todos pereceréis de la misma manera." Y les dijo esta parábola: "Uno tenía una higuera plantada en su viña, y fue a buscar fruto en ella, y no lo encontró. Dijo entonces al viñador: "Ya ves: tres años llevo viniendo a buscar fruto en esta higuera, y no lo encuentro. Córtala. ¿Para qué va a ocupar terreno en balde? Pero el viñador contestó: "Señor, déjala todavía este año; yo cavaré alrededor y le echaré estiércol, a ver si da fruto. Si no, la cortas"."

NOTAS BÍBLICAS
(por equipo coordinador, con asesoramiento de un biblista)

Jesús recibe malas noticias: Pilatos ha matado a unos galileos mientras ofrecían sacrificios en el Templo de Jerusalén. Ello recuerda la tragedia de los 18 muertos al derrumbarse la torre de Siloé, al sureste de Jerusalén.
La gente creía que era un castigo por sus pecados; Jesús niega que Dios provocase eso.
Pero aprovecha para llamar a la conversión (de ahí que se lea en Cuaresma), y a hacerlo con prontitud; urge de dos maneras:
- Jesús dice a la gente que si no se convierte su final no va a ser mejor que los desafortunados anteriores.
- Cuenta una párabola donde Dios concede un nuevo plazo para que la gente "de fruto", a pesar que ha transcurrido el tiempo en que debería haberlo hecho. No era raro que en los bordes de la viña (el cuidador es un viñador) hubiese higueras. Ya Juan lo había advertido: "ya está el hacha puesta a la raíz de los árboles; y todo árbol que no dé buen fruto será cortado" (3,9)
Sólo Lucas tiene este pasaje.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO
¿Qué nos dice el texto?

Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.

DESDE LA CUARESMA VIVIDA EN FAMILIA
(matrimonio, trabajan ambos, cinco hijos,  pertenecen a  comunidad cristiana y movimiento seglar)

Estamos ante un evangelio que nos recuerda  la gran responsabilidad de trabajar por el reino, y  a la vez, como familia siendo participes de los frutos de nuestros hijos, ayudándoles ,a  que sepan vivir la vida que Dios nos ha regalado,  siendo pacientes y misericordiosos , respetando los tiempos de cada uno.... Enseñarles con el ejemplo de la vida, que las manos siempre deben estar limpias y abiertas,  pero nunca vacías, acogiendo la responsabilidad y el compromiso de dar la vida por los demás.
Gracias!!! y feliz domingo.

DESDE LA MISERICORDIA: DAR DE COMER AL HAMBRIENTO
(mujer, casada, tres hijos, delegada de Manos Unidas,pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)  

Cuantas veces nos pone el Señor señales para que nos corvirtamos, para que cambiemos de actitud.
En definitiva , para que seamos buenos cristianos, y sobretodo se nos note.
Como decia mi madre, "Hay que ser bueno y aparentarlo" .
Por que,  dependiendo de como seamos nosotros, en cierta medida también será nuestro prójimo.
Yo creo que, no solo se nos juzgará el dia de mañana por lo que hayamos hecho de bueno, sino que también se nos juzgará, por la cantidad de personas que no se han convertido por culpa de nuestras malas actuaciones, nuestra falta de compromiso , por nuestro dejar de hacer cosas por los demás.....
En este momento de crisis que esta padeciendo nuestra sociedad, creo que está haciendo mucho bien, la cantidad de cristianos que trabajamos en voluntariados de caritas, banco de alimentos, ayuda a inmigrantes....
Yo he podido comprobar como los vulantarios ahoran han cambiado.Hay muchas personas que se han apuntado a ayudar, solo y exclusivamente por que han visto el fruto de nuestras acciones, porque han visto como y cual es nuestra actitud en el voluntariado  .Por eso ,debemos ser visibles, "debemos echar abono para que crezcan las higueras"

TERCER PASO: ORATIO
¿Qué nos hace decir el texto?
(mujer, soltera, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)

¡Te damos Gracias, Señor, porque Tú nos llamas hoy a la Conversión!
Gracias, Señor Dios Padre Bueno, porque siempre estás aquí,
a nuestro lado, cuidándonos y contando con nosotros cada día
a pesar de nuestros pecados, debilidades y miserias,
ofreciéndonos una oportunidad nueva cada día
para convertirnos a Ti y mejorar nuestra vida.
Te damos Gracias, Señor Dios nuestro,
porque derramas tu Misericordia sobre nosotros
y transformas nuestro corazón para que tu Bondad habite en él.
Tú Señor, que nos tratas con dulzura y eres paciente con nosotros,
siempre esperas el momento oportuno para tocar nuestro corazón
y transformar nuestra pobreza y nuestras miserias.
Tú, Padre Bueno, nos quieres, nos cuidas con ternura,
aceptas con cariño nuestros defectos y debilidades
y los cambias en virtudes capaces de dar buenos frutos,
demostrándonos así el inmenso Amor que Tú nos tienes.
Ayúdanos Tú a saber ver nuestros propios errores para corregirlos,
y también a no ser creídos y a ser capaces de realizar buenas acciones.
¡Gracias, Señor, por confiar en nosotros y llenarnos de esperanza cada día!.Amén

CUARTO PASO: CONTEMPLATIO
¿Quién dice el texto?

(Autorizado por el autor, Fano en www.diocesismalaga.es)

Repara Incansablemente. Redime Inmerecidamente. Reconcilia Incondicionalmente.

ÚLTIMO PASO: ACTIO
¿A qué nos lleva el texto?
(matrimonio, 2 hijos, él trabaja, el matrimonio pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)

Quizás en demasiadas ocasiones, Dios espera de nosotros un fruto que no llega. Quizás en demasiadas ocasiones, no queremos dar ese fruto por comodidad, por desesperanza, por apatía, por miedo…, aunque solemos decir  y hasta nos convencemos, de que no podemos dar fruto. El que no puede quizás es que no lo quiere suficiente todavía…

“Señor, déjala todavía este año; yo cavaré alrededor y le echaré estiércol, a ver si da fruto.”

Os proponemos esta semana de Cuaresma buscar tiempo para pararnos a reflexionar sobre los frutos que se nos piden que demos y que gracias a las cualidades que se nos han regalado, podemos dar, pero que no estamos dando todavía. Hagamos el esfuerzo de buscar el método y las ganas para "cavar" en nuestra propia tierra y echar el "estiércol" necesario para que, desde el compromiso concreto, sí demos frutos. Pongámonos manos a la obra. No lo dejemos para mañana. Ese fruto es esperado.

Pidámosle al Señor la sabiduría del viñador, para saber qué tenemos que hacer para que ese fruto sea abundante y la constancia para hacerlo.
Dediquemos también algún tiempo a dar gracias a Dios por los frutos que ya vamos dando. Reconozcamos su gracia en esos frutos. No tengamos reparo en reconocerlos. Aceptamos lo bueno que hay en nosotros con la intención de hacer que se multiplique.
Y si se presenta la ocasión, estemos dispuestos a colaborar en lo que se nos pida o veamos conveniente, para que otros hermanos, cercanos a nosotros, tengan la dicha de producir su fruto.
 

Si te ha gustado, compártelo:
icono etiquetas etiquetas :
icono comentarios Sin comentarios

Comentarios

escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.