Artículos en Maria de Nazaret

Aquí está la esclava del Señor, cúmplase en mí lo que has dicho.

-Sección patrocinada por la revista: Iris de Paz.

El icono de la Natividad del Señor

El icono de la Natividad del Señor

por: Mariano Sedano, cmf en Iconos de María el

El icono de la Natividad del Señor, del siglo XVI y de procedencia griega, recoge muchas imágenes y símbolos de este misterio tal y como aparece en la iconografía cristiana antigua. En la liturgia oriental encontramos una representación seria y un esquema figurativo cargado de dogmas.

El Arca de la Alianza

El Arca de la Alianza

por: Ángel Aparicio, cmf. en Los nombres de María el

La presencia del Arca de la Alianza se inscribe el contexto mayor de la salida de Egipto (cf. Ex. 19-35). Según ciertas tradiciones bíblicas, el Arca es un signo de que Dios está presente en medio del pueblo y le da seguridad. El que pretenda hacer daño a Israel fracasará porque el Señor, presente en el Arca, vela por su pueblo.

Santa María del Perpetuo Socorro

Santa María del Perpetuo Socorro

por: Pedro Belderrain, cmf en Siempre con ella el

El día 27 de junio se celebra Ntra. Sra. del Perpetuo Socorro, una advocación mariana ligada a la congregación del Santísimo Redentor (redentoristas) desde hace 150 años, pero la historia de esta imagen comienza mucho antes.

Reformatearnos en la escuela del "humilde corazón"

Reformatearnos en la escuela del "humilde corazón"

por: José Cristo Rey García Paredes, cmf en Siempre con ella el

Casi nadie se considera amenazado por una persona humilde. Por eso, los místicos humildes, pobres y descalzos, se convierten a veces en sanadores y pacificadores. Dios encarga tareas impresionantes a los humildes. La humildad es nuestro mayor escudo contra el mundo de las personas autosuficientes y ególatras y el cimiento de la unión mística con Dios.

La Vírgen María del Cenáculo

La Vírgen María del Cenáculo

por: Pablo Largo, cmf. en Siempre con ella el

La escena recordada en el número anterior de Iris nos situaba fuera de Jerusalén, en el Gólgota, donde la mirada de María se cruza con la de su Hijo, taladrado de clavos. Ahora nos acercamos al Cenáculo ya las fechas en que «los discípulos se dedicaban a la oración en común, junto con María, la madre de Jesús» (Antífona de entrada).

Mes de Mayo, la Virgen de los Panaderos - 15 de mayo

Mes de Mayo, la Virgen de los Panaderos - 15 de mayo

por: Angel Moreno en Mes de María - 2015 el

Hoy celebramos la fiesta de San Isidro Labrador, canonizado el mismo día que Santa Teresa de Jesús. En resonancia del día de los agricultores, me ha venido a la memoria el título que le dan a la Virgen en una de las parroquias que servimos desde Buenafuente. En Ablanque se venera la Virgen del Buen Labrador

La soledad de María. (14 de mayo)

La soledad de María. (14 de mayo)

por: Angel Moreno en Mes de María - 2015 el

Al dejar entrar en mí la mirada de la imagen, como abstraída, sin relación externa donde fijarla, en una pregunta interior  -¿por qué tanto destrozo, tanta barbarie, tanta violencia?-, pregunta difícil de responder, me ha venido el recuerdo de tantos seres humanos despojados de su dignidad, sin patria, sin familia, sin techo, sin identificación.

5 de Mayo, Motivo permanente de esperanza

5 de Mayo, Motivo permanente de esperanza

por: Angel Moreno en Mes de María - 2015 el

La paz que nos ofrece Jesucristo es interior, profunda, estable, coincidente con el bien hacer, y compañera de la voluntad divina, fruto de la fe en quien es el dador de la paz suprema, la que no está a merced de circunstancias pasajeras, ni de las fluctuaciones emocionales.

4 de Mayo, la Virgen Niña

4 de Mayo, la Virgen Niña

por: Angel Moreno en Mes de María - 2015 el

La niña María se nos muestra con un libro de oración, en actitud de meditar, ejemplo de quien se alimenta de la lectio divina. En ella podemos contemplar la belleza del alma.

2 de mayo, La Inmaculada

2 de mayo, La Inmaculada

por: Angel Moreno en Mes de María - 2015 el

Contemplamos a María, la llena de gracia, la Inmaculada, pintada por Zurbarán, como si estuviera aún en el pensamiento de Dios, en las nubes. Y en una yuxtaposición de planos, a la vez que niña, como mujer vestida de sol y la luna por pedestal, como canta el Apocalipsis.

Mes de María, la Madre de Dios: 1 de Mayo, san José Obrero

Mes de María, la Madre de Dios: 1 de Mayo, san José Obrero

por: Angel Moreno en Mes de María - 2015 el

Pasado el Triduo Pascual, con la conmemoración de los misterios de la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo, en los que tan presente estuvo su Madre, que permaneció firme junto a su Hijo crucificado, la Iglesia y la piedad cristiana consagran el mes de mayo a honrar a la Madre de Dios.

María en el anglicanismo: gracia y esperanza en Cristo

María en el anglicanismo: gracia y esperanza en Cristo

por: Carlos Martinez Oliveras, cmf en Siempre con ella el

Cerca de la costa este británica y a pocos kilómetros de la ciudad inglesa de Norwich, en la zona conocida como East Anglia, se encuentra el santuario de Nuestra Señora de Walsingham. Lo curioso de este lugar emblemático, con dos templos, es que hasta allí confluyen peregrinaciones de católicos y anglica­nos para venerar a la Virgen María.

La Vírgen María junto a la cruz del Señor

La Vírgen María junto a la cruz del Señor

por: Pablo Largo, cmf en María en el Evangelio el

El 18 de febrero de este año 2015 comenzaba el itinerario cuaresmal. Avanzamos en él como Jesús avanzaba camino de Jerusalén. Deseamos que, en las jornadas de esta vía, nos acompañe la maestra de dolores, la mujer fuerte, la compañera del Redentor, la que cooperó a nuestra vida.

María, zarza ardiente

María, zarza ardiente

por: Mariano Sedano, cmf. en Iconos de María el

Serguei Bulgakov, quizá el mayor teólogo ruso, ha escrito: “La Iglesia Or­todoxa venera a la Virgen María como «más digna de honor que los querubi­nes y mucho más gloriosa, sin paran­gón, que los serafines». El amor y la ve­neración de la Madre de Dios es el al­ma de la piedad ortodoxa, su corazón, que da calor y viviñca a todo el cuerpo”.

Maternidad virginal

Maternidad virginal

por: Pablo Largo, cmf en Siempre con ella el

Hoy nos detenemos en el aspecto de la virginidad. Quedó apuntado en el otro número que el apelativo “la Vir­gen” está muy difundido. Y lo ha esta­do siempre.

Reina de la Familia

Reina de la Familia

por: Jesús Mayo, cmf en Los nombres de María el

El Papa Juan Pablo II, recientemente canonizado, aprobó un Decreto de la Congregación para el culto divino, que incluye, de manera oficial para toda la Iglesia la invocación “Reina de la Familia” en la letanía Lauretana.

María, la mujer creyente

María, la mujer creyente

por: Pablo Largo, cmf en Siempre con ella el

De distintos santos se ha dicho que eran dignos de admirar por sus asombro­sas proezas ascéticas, pero imposibles de imitar. El Concilio enseña que la santidad de María fue, ya desde el primer instante, enteramente singular (LG 56), y añaden que fue una santidad arcana, profunda (nº 64); pero los Padres sinodales se cui­daron mucho de declarar que María es in­imitable.

Madre dolorosa

Madre dolorosa

por: Angel Aparicio, cmf (Revista Iris de Paz) en María en el Evangelio el

El templo de Jerusalén atraía el cora­zón del pueblo judío. Cualquier tiempo era propicio para acudir al encuentro con Dios, habitante del templo. Moisés había mandado que toda mujer judía, que hubiera dado a luz, acudiera al templo cuarenta días después del parto (Lv 5,7; 12,8). Allí se purificaría y con­fesaría a Dios como único Señor de la vid