Artículos en Buenafuente del Sistal

El antídoto contra todo mal

El antídoto contra todo mal

por: Angel Moreno en Buenafuente del Sistal el

“Haz una serpiente de bronce y colócala en un asta. Todo el que haya sido mordido y la mire sanará. Cuando alguno era mordido por una serpiente, miraba a la serpiente de bronce y quedaba curado” (Núm 20, 8-9).

Oración ante el Crucificado

Oración ante el Crucificado

por: Angel Moreno en Buenafuente del Sistal el

Siento pudor, Señor, al mirarte en la Cruz, desnudo y muerto, despojado por los hombres de tu vida humana. Me traes a la memoria a tantos humillados y desposeídos, ante los que rehuyo la mirada porque me denuncian tanto acomodo.

Meditación desde Buenafuente para Domingo del Bautismo del Señor (12 - enero - 2014)

Meditación desde Buenafuente para Domingo del Bautismo del Señor (12 - enero - 2014)

por: Angel Moreno en Buenafuente del Sistal el

 El nacido en Belén, el Hijo de María, por quien cantaron los ángeles y se conmovieron los sencillos, el adorado por los pastores y por los magos, el anunciado a todos los pueblos, reconocido por los ancianos Simeón y Ana, es el que profetizaron desde antiguo las Escrituras como luz de las naciones, el mismo que después señaló Juan Bautista como Cordero de Dios.

Meditación desde Buenafuente para el Domingo XXX del Tiempo Ordinario (27 - octubre - 2013)

Meditación desde Buenafuente para el Domingo XXX del Tiempo Ordinario (27 - octubre - 2013)

por: Angel Moreno en Buenafuente del Sistal el

Cabe recibir la Palabra que hoy se proclama de dos maneras diferentes: como mediación providente que hace visible la compasión divina para quienes se sienten solos, angustiados, deprimidos, sin recursos, huérfanos, sin recibir de nadie ternura, o como quien necesita misericordia, compasión, comprensión, perdón y ayuda…

Meditación desde Buenafuente para el Domingo 28 del Tiempo Ordinario (13 - Octubre - 2013)

Meditación desde Buenafuente para el Domingo 28 del Tiempo Ordinario (13 - Octubre - 2013)

por: Angel Moreno en Buenafuente del Sistal el

Dos notas sobresalen en las lecturas de hoy: la permanente compasión divina, manifestada en la curación de los enfermos, y la universalidad del mensaje, que alcanza a todos los pueblos y del que son destinatarios todos los hombres, no importa su origen, su raza, su credo, como lo demuestra la curación del sirio y del samaritano.