Liturgia Diaria Viernes de la 7ª Semana del Tiempo Ordinario

Oración Colecta
Señor Dios nuestro:
No somos más que gente tímida,
y, sin embargo, tú esperas
que proclamemos la palabra de tu Hijo
con el testimonio de nuestras vidas.
Te pedimos el coraje de vivir la forma de vida
que vivió tu Hijo Jesús
y de seguirle a donde él quiera llevarnos
sin el equipaje de nuestras seguridades.
Danos esta convicción
por el mismo Jesucristo nuestro Señor
que vive y reina por los siglos de los siglos. R/ Amén.

Intercesiones Generales
  • Para que el Espíritu de Cristo inspire y otorgue a los líderes de la Iglesia celo profético para conducir a la gente hacia una verdadera libertad cristiana, roguemos al Señor.
  • Para que también hoy surjan profetas entre nosotros, aunque se nos antojen fastidiosos, para recordarnos lo que Dios espera de nosotros, roguemos al Señor.
  • Para que el mundo de hoy no preste oídos sordos a las voces de profetas que claman por la paz y la justicia para todos, roguemos al Señor.
Oración sobre las Ofrendas
Señor Dios nuestro:
Queremos que este pan y este vino signifiquen
que, al participar en la mesa de tu Hijo,
aceptamos también ser como él
signos de contradicción.
Que él nos cambie de débiles y pusilánimes
en valientes y convencidos
para vivir coherentes con nuestra fe
y para defender con valentía
todo lo que es justo, bueno y verdadero,
como hizo Jesús, tu Hijo,
que vive contigo y también con nosotros
por los siglos de los siglos. R/ Amén.

Oración después de la Comunión
Señor Dios nuestro:
Tu Hijo Jesús habló entre nosotros
palabras y hechos proféticos
que mostraban su valor y su entrega.
Haznos lo bastante valientes
para caminar con él
en su caminar hacia la gente,
aun cuando la mejor de nuestras intenciones
sea mal comprendida.
Padre, decimos esto con temor y temblor,
pero sinceramente queremos ser
humildes discípulos de Jesucristo nuestro Señor. R/ Amén

Bendición
Hermanos: Tenemos que aprender a escuchar a los profetas, que son gente que tiene algo que decir y que viene al caso, aunque no sea agradable. Nosotros también tendríamos que tener el valor de hablar claro cuando fuere necesario, especialmente cuando vemos injusticias contra los hermanos.
Que Dios todopoderoso les dé a ustedes ese valor y les bendiga abundantemente, el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo..R/ Amén.