Comentario al Evangelio del

Ciudadredonda

Querido amigo/a:

Hoy Jesús nos presenta el Reino como una gran red, con la que los marineros salen a pescar... y que recoge todo lo que hay. Y que cuando está llena, se sube a la barca y se va seleccionando, para quedarse con lo bueno y desechar lo que no sirve.

Es normal: no todo es lo mismo. Como se dice por aquí, “no da igual ocho que ochenta”. Para el Dios del Reino hay cosas que tienen mucho valor, pero hay otras que no sirven, porque no construyen humanidad, Reino, Vida.

La vida es el tiempo de la libertad. Se nos ha regalado un tiempo y unas capacidades, y con ello podemos hacer muchas cosas. Podemos construir... o destruir. También podemos darnos cuenta y arrepentirnos. La vida es también tiempo de perdón y de reconciliación.

Por eso, al final, no será lo mismo una vida entregada -de las múltiples maneras que se puede entregar-, que una vida guardada, malgastada –de las muchas formas que también se puede hacer esto-. El final de la vida será la verdad y la consolidación de lo que fue.

Dios quiere que todos los hombres y mujeres se salven... En su casa hay sitio para tod@s, y ya nos lo ha preparado. Pero respeta nuestra libertad. Malgastar la vida es como decidir quedarse fuera de la fiesta, del banquete que nos ha preparado... y que ya estamos pudiendo gustar aquí en la tierra.

La vida eterna es vivir con Dios y con los otros. La muerte eterna es vivir sin Dios y sin los demás. Ambas empiezan ahora, pero se consolidarán al final... aunque no nos toca a nosotros determinarlo, sino al Dios de Jesucristo, que respeta nuestra libertad a la vez que es misericordioso...

Pero sobre todo no nos toca a nosotros hacer el juicio antes de tiempo. La red con los peces tiene su selección al final, no durante la pesca.

Sigamos caminando, dando pasos hacia la Vida y ayudando a otros a vivir ya de la plenitud que Dios nos ofrece.
Ojalá que nadie se quede fuera de la fiesta...

Comentarios

Deja tu mensaje:

Dunia Dávila
Dunia Dávila

el 4/8/17
Gracias Señor, Padre nuestro, por poner en nuestro camino a hermanos que nos ayudan a comprender y a vivir con esperanza. Ayúdame a seguir por el camino de la manera que Tú, Jesús, Padre nuestro nos enseñas. Gracias
Me gusta 0
Gunga Dinh
Gunga Dinh

el 4/8/17
Un hermoso y objetivo comentario al Evangelio: se nos ha dado un tiempo, dones. ¿Qué hicimos con ellos, qué hacemos..., qué haremos. ¿Malgastarla? O usarlos... ¿Para hacer qué: el bien o el mal?
No podemos despreciar la VIDA y DONES que Dios nos da, gratuitamente, generosamente, misericordiosamente.
Vayamos a las cosas de Dios, para nosotros, para "los otros", para Dios, porque debemos volver a Él.
Me gusta 0
Clarita
Clarita

el 4/8/17
Mirad lo que acabo de leer ahora:

habrá más alegría en el cielo por un solo pecador que se convierta, que por noventa y nueve justos que no necesitan convertirse. (San Lucas 15,7)

¡Ánimo chicos y chicas!
Se podría decir que somos de los noventa y nueve, porque "casi" siempre somos buenos, ¿o me equivoco?!; intentemos pues ser mejores cada día, que con nuestro buen hacer y nuestro ejemplo, ayudemos a que alguien vuelva a Dios. Es posible.

¡¡y que haya alegría en el cielo cada día!!
Ya bastantes disgustos tendrán.

Pidámosle ayuda a nuestra madre, la Virgen María.
Feliz viernes para todos.
Me gusta 0
Blanca  Ubeda
Blanca Ubeda

el 4/8/17
Quiero que me esplique la parte final del evangelio donde dice, que se parece al padre de familia que saca cosas viejas y cosas nuevas de su armario. nunca entiendo a qque se refieree. se lo agradezco.
Me gusta 0
Gonzalo
Gonzalo

el 3/8/17
Separar lo bueno con lo malo. Hoy nos enseñas a separar a las personas que están bien que han estado bién y a las otras personas que están bajo el dominio del pecado, de las tinieblas.
Fijemonos y demonos cuenta de separar todo lo bueno y que halla poco malo.
Confesemonos pues miremos hacia adelante la vida es vivir con Dios estar junto a El llegar a la meta final.
Me gusta 0
Mary Mar
Mary Mar

el 3/8/17
Gonzalo, disculpa si me equivoco o te mal interpreto, pero creo que Jesús no se refiere a que nosotros separemos los buenos de los malos. Eso es algo que nosotros no estamos capacitados para hacer. Además una persona que no hace las cosas bien puede cambiar, arrepentirse, confesarse (como bien dices tú), enmendarse y luego ser otra persona.
Nuestro Padre, Dios, tiene infinita misericordia y amor por nosotros. Solo Él sabe lo que hay dentro de nuestros corazones, por lo que solo Él entiende la realidad de cada uno de nosotros.
Será Él el encargado de hacer esa separación entre los buenos y malos, al final de nuestras vidas.
Mientras estemos vivos es posible el cambio. Sin olvidar que en cualquier momento nos pueden llamar para esa selección de la que hablamos.
Un saludo cariño » ver comentario
Me gusta 0
Pedro C.
Pedro C.

el 3/8/17
"Ya veis, un escriba que entiende el reino de los cielos es como un padre de familia que va sacando del arca lo nuevo y lo antiguo"

Sigue Jesús creando imágenes del reino de los cielos: "Lo nuevo y lo antiguo" Nuestro Señor siempre deslinda entre lo uno y lo otro. Hay una ley antigua y otra nueva, y no son lo mismo. Ambas existen, coexisten y se complementan . Hay un hombre antiguo y otro nuevo, y no son lo mismo. El Evangelio nos habla siempre del hombre nuevo. Todos nosotros, a pesar de nuestro sentido de la modernidad, de la modernidad misma, seguimos en la dimensión del hombre del Evangelio, hechos según su espíritu, y más aún hechos a imagen del mismo Cristo.
Pero el hombre antiguo también nos ayuda a saber como somos, o mejor, lo que somos y cómo es nuestro entorno es » ver comentario
Me gusta 0
Alicia
Alicia

el 3/8/17
Moisés hizo todo ajustándose a lo que el Señor le había mandado.
Importante seguir las instrucciones que Dios nos manda por medio de sus enviados y principalmente por medio de su hijo.
Escuchar su palabra, retenerla en nuestra mente, y con todo el corazón desear practicarla, nos libra de muchos males.

A Dios se le alaba en Espíritu y en Verdad, y lo debemos adorar en todo lugar, llevándolo en nuestros pensamientos.

Los templos son lugares Santos que merecen todo el respeto porque es donde nos reunimos para alabarle y compartir el alimento de su palabra, y allí también Dios se hace presente.

Nos queda muy claro el mensaje del evangelio, Gracias Señor por instruirnos con su palabra.

En el Reino de los cielos, será todo perfecto, y entra lo que ya se selec » ver comentario
Me gusta 0
isidro
isidro

el 3/8/17
Hay que seguir trabajando para ayudarle a DIOS a recuperar tantas almas como sea posible, a eso vino JESÚS y esa fue la tarea que nos dejó, trabajemos en ello mientras estemos vivos. ayudemos a que la red se llene de peces buenos, y ojalá no tenga que tirar ninguno.
Me gusta 0
Luis Alberto
Luis Alberto

el 3/8/17
Excelente, salvo el uso inadecuado del símbolo de arroba, el mensaje realmente va para todos, pues el Evangelio es para todos, Cristo es para todos, murió por todos nosotros.
Me gusta 0
Amparo
Amparo

el 3/8/17
Tenemos un tiempo. Tenemos unas capacidades. Tiempo y capacidades regaladas por Dios...ahora toca construir....intuyo en el fondo de mi ser que merece la pena emplearse a fondo...
Me gusta 0
Carlos CR
Carlos CR

el 3/8/17
Dios nos da la libertad de vivir nuestra Vida como nos parezca...¿Porque no elijirla positivamente, pensando, hablando y actuando bién?...Si cada ser humano recoge las consecuencias o los resultados de sus malas y buenas decisionea...¿poque no empezar desde este momento a tomar decisiones guiadas por el Espíritu Santo? ...Saludos y Bendiciones desde Costa Rica...oasis de Paz y Libertad.
Me gusta 0
Carmen
Carmen

el 3/8/17
Vamos todos a construir si nos juntamos para hacer el bien seremos peces buenos, que no nos tengan que tirar. Señor gracias por todo lo que nos enseñas.
Me gusta 0
camilo
camilo

el 3/8/17
todos los días le pido a jesus y al padre mucha sabiduría soy consciente de todo y entiendo como hay q actuar para el buen vivir pero se me hace difícil seguir las enseñanzas mucha tentasion, algún concejo por favor
Me gusta 0
maria_assumpta
maria_assumpta

el 3/8/17
Muchas gracias por vuestros comentarios queridos hermanos.
Dios os bendiga
Me gusta 1
antolianoñemby
antolianoñemby

el 3/8/17
El mundo que vivimos y que se vivió siempre, es como el gran horno caldeado donde los tres jóvenes unánimes cantaban "Bendito sea el Señor, Dios de Israel". El mundo es también lo que nos presenta hoy el Evangelio, una red. Una enmarañada red, donde "todo vale". Pero el cristiano, el que pretende seguir a Cristo, debe saber seleccionar, desechando todo lo que le aparta del camino del Señor y seguir por aquel que conduce a la barca segura, donde mora Cristo como el pescador que selecciona los "alerines". Ojala Dios permita que sepamos discernir lo falso, de lo verdadero, lo bueno de lo malo, para elegir el camino correcto. Dios nos da la oportunidad, mientras vamos caminando por el mundo, de tomar de la "red", lo que construye, alimenta, levanta y da Vida y desechar aquello que daña » ver comentario
Me gusta 0
Marcos García
Marcos García

el 3/8/17
El Evangelio de hoy nos presenta dos imágenes parecidas que ocurre dentro del reinado de Dios; una es la redada de peces sacadas a orilla del agua del mar, se selecciona los peces buenos, se sacan y se aprovechan, esta imagen apunta la obra final de Dios con sus Ángeles; Otra el que se convierte en discípulo o miembro activo del reinado de Dios, saca lo más preciado de su casa, de su reserva, de su experiencia para compartir, ya sea algo nuevo o antiguo, es decir, todo aquel que participa de ese reinado de Dios se convierte en dador generoso en el compartir eterno, esto ya empieza ahora, en nuestra vida presente mientras que construyamos un mundo de Paz, Justicia y Amor.
Me gusta 0
spalletta gusta
spalletta gusta

el 3/8/17
Nadie es perfecto, por lo tanto , nuestras cosas buenas serán salvadas y nuestra cosas malas serán echadas al horno encendido. Lloremos ahora por lo que no se cumplió ( confesemoslas) y estemos muy atentos con lo que hacemos y con lo que dejamos de hacer. Nuestro Dios no es un Dios de tibios.
A medida que somos más concientes de lo que hacemos , más responsabilidad sobre nuestros actos tenemos , al que no es tan conciente, se le pedirá menos. Cristo era totalmente conciente de lo que hacía, por eso murió en una cruz, si nosotros tuviéramos plena conciencia de nuestros actos , llevaríamos una vida de una exigencia tremenda, que es la vida elegida por Dios para cada uno.
Tenemos los días contados, no nos queda mucho por vivir, esto es otra de las cuestiones a tener en cuenta, » ver comentario
Me gusta 0
Silvia Hernande
Silvia Hernande

el 3/8/17
gracias
Me gusta 0
Ariel
Ariel

el 3/8/17
Cuando uno es padre aprende a entregar la vida por sus hijos, sacrificar por amor nuestros deseos personales y dar nuestro tiempo ayudando y guiando a la bendición más grande q Dios nos puede dar en esta tierra q son los hijos...así también aprendemos a ver a nuestros prójimos como a un hermano y a amarlos como lo hizo nuestro Señor.
Me gusta 0
Neja Carregar
Neja Carregar

el 3/8/17
03-08-2017.

Nosotros tenemos una prisa or juzgar, clasificar, poner de
este lado a los buenos y del otro a los malos.

DIOS ES PACIENTE, SABE ESPERAR.

Que deseables son tus moradas, SEÑOR del ejercito universal.

Un cordial saludo.
Me gusta 0
Enrique México
Enrique México

el 3/8/17
Estamos en un mundo donde hay buenos y malos Dios nos habla de muchas maneras por medio de ejemplos para una conversión pero la gente no escucha el llamado, esta vez nos habla de una red que se echa al mar y se recoge todo tipo de pescados, si no hay una conversión en nosotros nos va a pasar como esos pescados que se recojen y se seleccionan entre los buenos y los malos, los malos los tiran y los buenos los echan en canastos, de nosotros depende si nos tiran o nos echan en canastos rigemosle a Dios que nos eche en canastos.
Me gusta 0
Procopio
Procopio

el 3/8/17
La reflexión sobre la palabra de Dios que nos invita a pensar en lo que será el examen final sobre nuestras vidas es comprometedora.Pidamos al Señor que nos ayude a realizar buenas obras y no solo por el temor de quedar fuera del trino,sino especialmente que nos enseñe a amar como El .
Me gusta 0
Pablo Lopez Ber
Pablo Lopez Ber

el 3/8/17
Ayúdanos Señor a tener una vida llena de vida trabajando para construir el reino y que cada día seamos más personas ayudados por tu palabra. Gracias por los comentarios ayudan mucho cada día. Un saludo
Me gusta 0
El campanero
El campanero

el 3/8/17
Vivimos rodeados de personas.Las vemos como criaturas de Dios?Estamos atentos a sus necesidades? Qu ejemplos les damos.
Me gusta 0
Diana Giron
Diana Giron

el 3/8/17
Cuando se conoce y reconoce a Cristo en nuestra vida, ya nada es igual. Lo que valía ya no vale nada, y lo que no era deseable ahora lo es. Nosotros como cristianos no podemos separar nuestra humanidad de Dios, esta tan unida, que nuestra percepción del mundo ha cambiado. Ya no podemos actuar ni pensar igual. Ya malgastar nuestra vida, quedarnos inertes ya no es una opción.

Quien se enamora de Jesús, ya no malgasta su vida, la multiplica en 30 70 o 100%.
Me gusta 0
Pedro C.
Pedro C.

el 3/8/17
"Ya veis, un escriba que entiende el reino de los cielos es como un padre de familia que va sacando del arca lo nuevo y lo antiguo"

Sigue Jesús creando imágenes del reino de los cielos: "Lo nuevo y lo antiguo" Nuestro Señor siempre deslinda entre lo uno y lo otro. Hay una ley antigua y otra nueva, y no son lo mismo. Ambas existen, coexisten y se complementan . Hay un hombre antiguo y otro nuevo, y no son lo mismo. El Evangelio nos habla siempre del hombre nuevo. Todos nosotros, a pesar de nuestro sentido de la modernidad, de la modernidad misma, seguimos en la dimensión del hombre del Evangelio, hechos según su espíritu, y más aún hechos a imagen del mismo Cristo.
Pero el hombre antiguo también nos ayuda a saber como somos, o mejor, lo que somos y cómo es nuestro entorno es » ver comentario
Me gusta 0
joseluisbonilla
joseluisbonilla

el 3/8/17
Saludos fraternos.
La falta de amor en nuestro corazón nos aleja de Dios, sin Dios en nuestro corazón nada somos, entonces nos privamos a nosotros mismos el gozo de vivir con Dios, haciendo de nuestra existencia un tormento de dudas, temores, egoísmos, rencores que nos dañan a nosotros mismo y a los que están en nuestro entorno.

solo Dios nos da la libertad y así podemos proclamar la buena nueva.

que tengamos amor, pan y paz para compartir.

Se les ama.

José Luis Bonilla Suazo.
Yoro, Yoro. Honduras. América Central.
Me gusta 0
MIGUEL ANGEL
MIGUEL ANGEL

el 3/8/17
Poco habla la iglesia del horno encendido (infierno), Creo que la iglesia siempre habla de la salvación, mientras hay vida hay esperanza, pero el infierno existe, y no nos podemos quedar quieto porque si no alli sera el llanto y el rechinar de dientes.
Me gusta 0
fcojose
fcojose

el 3/8/17
El comentario acerca de "vida entregada" y "vida malgastada" me recuerda la parábola de los talentos. Cuando los ángeles abran esa red de la que habla el Evangelio deberemos justificar a Dios qué hemos hecho con los dones que nos ha regalado: si los hemos enterrado y hemos malgastado nuestra vida o si los hemos invertido sabiamente en los demás y la nuestra ha sido vida entregada.
Me gusta 2
José Luis T.
José Luis T.

el 3/8/17
Señor, ayúdanos para que todos los días sepamos ver cual es lo importante en nuestra vida y lo que verdaderamente da sentido a la misma. Y que al final de ésta, a través de nuestras buenas acciones, nos encontremos en la "banasta" de la buena pesca.

Me gusta 0
Gloria Echeverr
Gloria Echeverr

el 3/8/17
Construir humanidad. Reino, vida. Si. Es lo más importante, en medio de tantos otros interéses. Pero en Jesús, con Jesús y para El. Yo me comfundo a veces. Es mi idea, o es la de la El. La fe es mi seguridad o la obediencia ciega a otro. Gracias si por favor me aclara.
Me gusta 0
Lucía Bernardit
Lucía Bernardit

el 3/8/17
Deseo fervientemente no quedarme fuera de la fiesta.
El Señor me ayuda en estos momentos que no estoy bien.
Me gusta 0
David73
David73

el 3/8/17
Gracias por estos comentarios que tanto ayudan.
Les ruego que no caigan tambien en el seguidismo del todos y todas, por favor. Este es un lugar serio y no es el sitio para maltratar mas aun nuestra lengua.
Gracias
Me gusta 0
Nelly Vallejo
Nelly Vallejo

el 3/8/17
En este 3 de agosto, el evangelio nos invita para que sigamos pensando y buscando el Reino de los cielos, reflexionemos ¿qué tanto estamos trabajando por ganarlo?, hagamos un pare sincero y demos un vistazo en nuestra vida, ¿si estamos obrando como el Señor nos pide?, ¿luchamos por seguir a cabalidad los preceptos del Señor?, lo importante es concienciarnos del valor que tiene para nosotros ese gran tesoro que es el Reino de Dios, hay que buscar la conversión, el arrepentimiento, caminar por el sendero justo, brindar apoyo a quien lo necesita, ser fraternales, solidarios, respetuosos y sobre todo agradecidos con Dios que todo nos da aunque no lo merezcamos, debemos trabajar todos los días, para que cuando lleguemos al final y el Señor tire la red, no seamos separados por el lado d » ver comentario
Me gusta 0
José Javier
José Javier

el 2/8/17
de acuerdo ciento por ciento
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.