Comentario al Evangelio del

Julio César Rioja, cmf

Queridos hermanos:

El domingo pasado vimos como Jesús alimentó a más de cinco mil hombres y después huyó cuando pretendían hacerlo rey. La multitud lo sigue y lo encuentra en Cafarnaúm, le preguntan: “Maestro, ¿cuándo has venido aquí?”, como diciendo: ¿por qué nos abandonaste ayer?, es éste muchas veces nuestro lamento. Y Jesús responde: “Os lo aseguro: me buscáis no porque habéis visto signos, sino porque comisteis pan hasta saciaros”. El texto nos quiere abrir a otra realidad, la del Pan de Vida: “Yo soy el pan de vida”.

“Trabajad, no por el alimento que perece, sino por el alimento que perdura, dando vida eterna, el que os dará el Hijo del hombre”. ¿Por qué debemos trabajar?: por lo eterno que es lo profundo, contrapuesto a lo superficial; lo auténtico contrapuesto a lo falso; lo que vale y es por sí mismo, opuesto a lo que es y vale por su relación con otras cosas. Somos conscientes que en un mundo dominado por lo material, lo perecedero, lo de usar y tirar incluso en el amor, lo perdurable y eterno parece inútil, pues, lo que se busca, son resultados prácticos y tangibles: el enfermo quiere ser curado, el paralitico andar, el hambriento ser saciado, el sin techo casa, el solitario compañía… todos buscamos beneficios palpables, soluciones inmediatas.

Jesús se niega a ser considerado como un mero repartidor de pan, (cuantas cosas podríamos cuestionarnos sobre nuestra acción social o sobre la actividad de nuestras Cáritas), Él sabe que el ser humano tiene necesidad de un bienestar material, y, sin duda, hay que luchar para que todos y cada uno lo tengan, pero eso no es suficiente. Se trata de un problema de dignidad humana, se trata de dar Vida sin apellidos, que se traduce en el compartir y la solidaridad, (es el gesto de la multiplicación). Por eso: “Éste es el trabajo que Dios quiere: que creáis en el que Él ha enviado” y en lo que Él predicó y significó: el Reino.
Creer es interpretar nuestra vida desde Cristo, es ser capaz de jugárselo todo por su palabra, reconociéndolo como lo absoluto, lo que vale la pena. Para estar dispuesto a esto podemos preguntarnos: “¿Y qué signo vemos que haces tú, para que creamos en ti? Nuestros padres comieron el maná en el desierto”, y tú, ¿qué nos das? La tarde anterior también ellos habían comido hasta hartarse, y con esta pregunta queda claro que no se dieron cuenta de nada. No descubrieron que Jesús en su propia persona era el mejor signo de que Dios les estaba dando la vida.

Se lo explica: No fue Moisés quien les dio el pan en el desierto, sino Dios, porque toda la vida viene de Dios y ese era el signo de que toda la vida viene de Dios. Tendremos que reconocer aquello de aquel predicador que no dejaba de repetir: ¡tenemos que poner a Dios en nuestras vidas!, a lo que el Maestro le dijo: ya está en ellas, lo que tenemos que hacer es reconocerlo. Seguimos sin entender: “Danos siempre de ese pan”, ¡pero bueno, no te has enterado!: “Yo soy el pan de la vida. El que viene a mí no pasará hambre, y el que cree en mí no pasará nunca sed”. San Juan nos está guiando por el largo y oscuro camino de la fe. Somos buscadores del pan de la vida, no necesitamos milagros para ver dónde está la vida, basta ver a Jesús. Jesús es el milagro de Dios, el signo de su presencia.

Más adelante nos dirá Juan, que Jesús vino: “para que tengamos vida y vida en abundancia” (Jn 10,10), o como decía San Irineo de Lyón: “la gloria de Dios es que el hombre viva”. Aspiramos a la vida plena para nosotros y para los más necesitados, una vida que en ocasiones empezará por partir y compartir el pan en cada mesa, en cada casa, y terminará en el altar de la Eucaristía.     

Comentarios

Deja tu mensaje:

graciela
graciela

el 30/7/15
valioso el comentario aporta para aumentar nuestra fe y
amor a Dios ,bendiciones
Me gusta 0
gina pilar
gina pilar

el 31/7/15
Ojala podamos reconocer a Cristo en nuestro diario vivir....
Muy buena reflexion...
Me gusta 0
Alejandro
Alejandro

el 1/8/15
Es que tantos seres humanos se aferran a lo material sin darse cuenta de que eso obstaculiza el poder mirar al semejante y reconocer su valor espiritual. Mayormente, a Dios se le tiene muy relegado a causa de poner más énfasis en las cosas que se acaban.
Me gusta 0
miren josune
miren josune

el 31/7/15
EL PAN DEL AMOR

No le faltaba razón a la madre Teresa de Calcuta, cuando afirmaba que hay un mal que mata la esperanza y destroza el corazón del ser humano: LA FALTA DE AMOR Y RECONOCIMIENTO.

Es una realidad latente, el olvido y abandono causados al ignorar las realidades más hondas del ser humano.

Son multitud quienes piensan que una vida se puede realizar y sostener cubriendo sólamente las necesidades materiales.

Hay un dicho soez que refleja, hasta qué punto el ser humano puede negar su realidad más profunda, aquella que configura su gran y verdadera humanidad, imagen del Dios del amor. Hemos oído decir:

"ÉCHAME PAN Y LLÁMAME PERRO".

Es un insulto a la dignidad y el verdadero valor de la persona, que trae la degradación, la pérdida de identidad y el vacío e » ver comentario
Me gusta 0
jose del carmen
jose del carmen

el 31/7/15
El evangelio es muy claro para nosotros los cristianos, ya que muchas veces nos enfocamos mas las cosas materiales como el trabajo cotidiano, los placeres, la ambición al poderío, cosas que encontramos en nuestro mundo terrenal pero de una manera pasajera y no permanente como nuestro padre dios nos interpreta en su palabra, yo creo que hoy en día Dios nos quiere advertir que lo pasajero no tiene mucha importancia para el, sino lo que debemos de tener en nuestro corazón como la fe hacia nuestro padre dios, y como el nos exhorto que el es el pan de vida el pan de nuestra salvación, y es de ese pan por quien nosotros como cristianos debemos de luchar porque es el que como verdadero cristiano debemos de aprovecha día a día para nuestra salvación por eso hermanos no nos preocupemos » ver comentario
Me gusta 0
Martha
Martha

el 31/7/15
Evangelio para el domingo 2 de Agosto/15, Juan 6,
24-35. Al irse Jesus solo a Cafarnaun, alla lo siguio la
multitude, "Rabi, porque nos abandonaste ? le dijeron:
Jesus reprocho la actitud de aquellos que solo lo busca-
ban por la urgencia politica, no porque hubieran enten-
dido nada, la intencion de Jesus era manifestarse a la
comunidad para que optaran por el Dios de la Vida.
La gente ante esa exigencia de Jesus, pide una nueva
senal, algo que lo reivindicara como el enviado de Dios
y le recuerdan a Jesus las senales de Moises que ali -
mentaba al pueblo en el desierto; Jesus les aclaro de
donde procedia ese pan, todo era un don de Dios, el
Pan de Vida, y les dijo "Yo soy el Pan de Vida", quien
venga a mi nunca tendra hambre y quien crea en mi
nunca tendra sed. Siguieron s » ver comentario
Me gusta 0
victoriasnchez
victoriasnchez

el 1/8/15
En el evangelio de este Domingo XVIII del Tiempo
Ordinario S.Juán nos presenta a Jesús criticado por
los judios porque dice que El es "Pan de Vida".
Y ellos se preguntan:¿No es éste el hijo de José ?
¿No conocemos a su padre y a su madre?¿Cómo dice
ahora que ha bajado del cielo y qué es Pan de Vida?
A jesús le duele esta actitud.
Todo esto nos lleva a pensar en nuestra comunión,
en lo que soy,en la Eucaristía,en lo que hacemos...
¿Nuestras comuniones nos alimentan?.
Necesitamos una comida y una vida sobrenatural.
Ycon mucho AMOR,Jesús,nos deja como alimento lo
mejor,como es el darse así mismo en comida y en
bebida.
Porque quiere quedarse con nosotros para comparitir
todo:nuestro tiempo,nuestra salud,nuestra vida..
Y tal vez,nosotros,¡cuántas veces no pen » ver comentario
Me gusta 0
Victor Herdz
Victor Herdz

el 1/8/15
El pan si tres hijo de Dios has que esta piedra se convierta en pan.Jesus le responde no solo de pan vive el hombre sino de today palabra que sale de la boca de Dios. .. Hoy por el pan se Mata, se roba,se trafica droga y seres humanos y ese es el pan que propone el Diablo. En cambio el verdadero pan consiste en reconocer que no tenemos deuda con el diablo. El rescate de cristo en la cruz ha pagado la deuda. Ya no somos exclavos. Y Como el mundo reconoce que somos libres. Cuando Amamos a los enemigos. Porque hay Vida eterna en nosotros por la gracia de Jesucristo, Ya no morimos y con generosidad la anunciamos a los demas.Como el verdadero pan a Jesus pan bajado del cielo. Por para misericordia. OS saludo con la Paz.
Me gusta 0
Mauricio
Mauricio

el 1/8/15
Grandioso comentario sobre este Evangelio. No hay duda que el Espiritu Santo, nos ilumina para poder entender la PALABRA DE DIOS. SALUDOS Y BENDICIONES.
Me gusta 0
Jhon Jairo Q.
Jhon Jairo Q.

el 1/8/15
Muchas personas buscan a Jesus, no porque tengan fe en su obra y en El sino porque quieren volver a vivir el milagro de la multiplicación. Jesús nos invita a buscar mas que un pan material, ese alimento que perdura hasta la vida eterna que es El misma y se nos da gratiutamente como alimento en cada Eucaristía. Bendiciones
Me gusta 1
Antonia Ruiz
Antonia Ruiz

el 1/8/15
Somos ciegos muchas veces al amor de Dios y lo queremos sólo cuando resuelve nuestros problemas más sin embargo no somos capaces de aceptar que el está siempre con nosotros
Bendiciones a todos mis hermanos.
Me gusta 0
Miguel Angel
Miguel Angel

el 1/8/15
Dios nos dice que no trabajemos por el alimento que perece, quiere decirnos que no miremos por las cosas que poseemos porque no son nuestras son de Dios de donde procede todo lo crado.Dios nos lo deja bien claro que nos preocupemos de ayudar en todo lo que necesiten nuestros hermanos y nosotros mismos que nos preocupemos por el Reino porque haciendo el bien a tus hermanos y recibiendo la Eucaristia es como se trabaja por el alimento que perdura para la vida eterna.De nada nos sirve ir los Domingos a comulgar y al salir de la Iglesia no obedecer a nuestro Padre Celestial.Dios lo que quiere es que pongamos en marcha sus palabras,recibir la Comunion pero sirviendo a nuestros hermanos, ayudando, compartiendo, dar palabras de animo, dar compañia al que lo necesite,ser solidarios.Pues esto es l » ver comentario
Me gusta 0
Juan Salvador
Juan Salvador

el 1/8/15
El pan del cielo el verdadero pan evidentemente es Jesucristo y ese pan se nos da para que temgamos vida eterna. Pero como podemos saber que ese pan nos alimenta? O saber que no nos sirve de nada? Lo vida San Juan también: el que odia a su hermano es un asesino y ningún asesino entrará en el reino de Dios. Y de qué forma se convierte uno en asesino? Evidentemente no se trata aquí de un asesinato de sangre. Porque hay otras maneras de matar y son a las que se refiere el apóstol. Por eso voy a decir con la claridad con que lo dice San Pablo: hay entre vosotros contiendas, odio, rencillas, intrigas, mentiras, chismes juicios... El pan no ha producido el fruto que Dios quiere y por tanto la conversión que es ese reino de Dios aquí en la tierra ahora esa cerrado para los que sí actúa » ver comentario
Me gusta 0
Alicia
Alicia

el 1/8/15
Mientras el hombre duerme la tierra obedeciendo a Dios produce alimentos de toda clase para el hombre , pero somos un poco desagradecidos y no queremos darnos cuenta. Le paso a Moisés con la gente en el desierto, preferían por tal de tener comida en abundancia volver a la esclavitud. Sencillamente es nuestra historia, hemos sido rebeldes.
San Pablo nos recuerda, que habiendo conocido a Cristo, no vivamos, como eramos, y es que nosotros en esta época, somos muy afortunados, porque podemos actuar ya con seguridad, porque tenemos la experiencia, de otros, que nos ayudan a aprender de sus errores y también de sus luchas y de sus logros. No hay escusa el hombre viejo quedo atrás, ahora somos en Cristo y para Cristo.. Una vida recta fundada en la Verdad, nos dice San Pablo.
El evan » ver comentario
Me gusta 0
Roberto chay
Roberto chay

el 2/8/15
Buen comentario del evangelio nos ayuda a salir de muchas dudas
Me gusta 0
Jorge Nildo
Jorge Nildo

el 2/8/15
Señor mío, Dios mío, tú tienes palabras de vida eterna. Una fe viva es la que se alimenta de ti y se sacia plenamente. Tú eres ese pan que cada día pedimos en la oración que tú nos enseñaste y que conocemos como el Padre Nuestro.
Me gusta 0
Rogelio Ferince
Rogelio Ferince

el 2/8/15
Con todo respeto a los que no producen, los descartados, la población económicamene pasiva, los que estan en los extremos de la pirámide de edades, quiero recordarles que están invitarlos a participar en la mesa de Jesús y, no me extranaria, que ocupen los asientos más próximos al Senor.
Me gusta 0
Eduardo Jr.
Eduardo Jr.

el 2/8/15
Alabanza y gloria al Señor generación tras generación, que los más viejos ensenen a los más nuevos las verdades eternas expresadas en el evangelio. Qué este mes sea el tiempo propicio para dignificar a los descartados; vale decir, a los que no producen bienes económicos en razón de su edad o de las condiciones sociales, económicas o políticas.
Me gusta 0
EDILBERTO
EDILBERTO

el 2/8/15
El evangelio es claro, porqué seguimos a Jesús?, qué motivos tengo?, para que solucione mis problemas?. Frente a una mentalidad pragmatista, utilitarista como la que muchas veces reflejamos, debemos reflexionar en torno a las palabras de Cristo. Debemos acudir a Cristo como Dios que es y que se merece aceptación, respeto y adoración, que da el sentido a nuestra vida al ponernos al servicio del prójimo con quien él se identifica, no siendo exclusivos ni excluyentes. Alimentémonos de Cristo a través de su Palabra y de su Cuerpo y nuestras ofrendas agradables a Dios pongámoslas en los altares que son los pobres, porque va Dios mismo en nuestro caminar y si Cristo es el Pan de vida, recordemos que el pan se hace de la unión de muchos trigos, eso es Eucaristía, es Comunión con Cri » ver comentario
Me gusta 0
jeany_184@hotma
jeany_184@hotma

el 2/8/15
Dios nos conceda su gracia para reconocerlo cada dia en nuestra cotidianidad,en la hostia viva,espiritualmente y nos siga regalando ese man`a del cielo q nos da vida, q nos fortalece y enamora cada dia!
Me gusta 0
gabina romero
gabina romero

el 2/8/15
glorifiquemos al SEÑOR en todo momento,glorias y alabanzas a EL,nuestro pan de vida y salvacion.
Me gusta 0
Angela Arteaga
Angela Arteaga

el 2/8/15
Ayer como hoy, estamos pendientes de las cosas materiales, de los milagros, siempre estamos esperando algo a cambio de... En lugar de simplemente CREER EN DIOS, y con eso sentirnos plenos, acaso no tenemos ya suficiente cada día? O no tenemos que ponernos, o nos acostamos sin comer por que no haya nada de alimentos en casa, o no tenemos donde descansar al final del día?...pidamo a Dios que nos ayuda para que Seamos agradecidos con lo que tenemos y tratemos de entablar una relación estrecha y amistosa con E.
Me gusta 0
lupita
lupita

el 2/8/15
dios en su palabra nos dice una y otra vez que nos amemos los unos a los otros y para tener vida eterna devemos de resivirlo a el con el corazon limpio y agradecerle lo que nos da dia adia
Me gusta 0
amparo
amparo

el 2/8/15
Mi Dios te doy gracias por todas estas personas que te piden milagros porque Tu puedes mostrarles que Tu eres milagroso y así aumentar su fe. Danos lo que cada cual necesita para acercarse a Tí y ser las personas que Tu creaste - semejantes a Ti en amor, en misericordia, sobretodo en sabiduría para vivir. Danos Tu pan de vida para que que amemos con todas nuestras almas, humildad y fortaleza para hacer Tu voluntad.
Me gusta 0
Irenarco Cala B
Irenarco Cala B

el 2/8/15
Señor Jesucristo, tu eres el Pan nuestro de cada día venido del cielo por obra y gracia del Espíritu Santo y encarnado en la santísima Vírgenes María...Muchas gracias por tan sabias enseñanzas Sr. Rioja.
Me gusta 0
Michel
Michel

el 2/8/15
Senor. Gracias por tu inmenso amor,muchas gracias por darte como pan vivo bajado del cielo,por alimentarnos con tu cuerpo y sangre .cuan deseosa estoy de volver a saborear,ese pan de vida .Que nos llena de tu amor y paz.Que. me alimente dia a dia.Amen
Me gusta 0
EvaUrbina
EvaUrbina

el 3/8/15
Danos siempre el Pan de Vida Eterna, que es tu Hijo Jesucristo Señor Nuestro .Permite que El siempre interseda por nosotros ,también tus hijos .
Me gusta 0
Maricela
Maricela

el 3/8/15
me encanto el evanjelio de hoy dios me ablo al corazon justo lo que nesesitaba dios me llama aserbirle boy aluchar por ese alimento
Me gusta 0
aoaoaoao
aoaoaoao

el 3/8/15
estudia no para aprobar sino para aprender, come no para saciarte sino para alimentarte, ve al medico no para medicarte sino para cuidarte. No vayas a Dios para llevarte sus milagros sino sé tu el milagro. Mira los signos y llévate al maestro al médico y al comerciante. Aliméntate de la caridad, de la esperanza y de la fe. LLevate a Jesús
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.