Comentario al Evangelio del

Fernando Torres Pérez, cmf

 

      Dos historias de mujeres. En la primera lectura, una mujer difamada, acusada falsamente de haber cometido adulterio, por no haber querido rebajarse a ser el juguete de un hombre. La otra, la del Evangelio, sorprendida en pleno adulterio. La primera escapa de milagro a la lapidación, que era el castigo habitual del adulterio. La presencia del joven Daniel fue su salvación. La otra, la del Evangelio, también escapa de la lapidación. Parece que en este segundo caso sí se había producido el adulterio. Pero está Jesús allí. Los escribas y fariseos estaban más interesados en pillar en falta a Jesús que en la mujer. Ella era sólo un juguete para sus intenciones, una herramienta, un medio. Jesús  sólo dice una frase: “El que esté sin pecado, que le tire la primera piedra.” No hizo falta más. Todos se sintieron suficientemente aludidos. Ninguno tuvo valor para agarrar la primera piedra. 

      Lo primero es decir que en las dos historias la mujer aparece como la mala. En ninguna de las dos historias se busca al hombre con el que, debemos suponer, se ha cometido el adulterio. En las dos historias se da por supuesto que hay que castigar a la mujer y que con eso es suficiente. Ciertamente en la primera historia se castiga a los ancianos acusadores pero por su falsa acusación. En ningún momento del relato aparece que se hubiese tenido la mínima intención de buscar al hombre. Lo mismo en el Evangelio. Y no es verdad. En el Reino hombres y mujeres viven en igualdad. Todos somos hijos e hijas de Dios. No hay diferencia en la dignidad ni en la autoridad por razón de sexo –ni por ninguna otra razón–. Es importante reconocer la dignidad de la mujer y respetarla siempre. 

      Y lo segundo. Ojo con lanzar acusaciones, tanto si son falsas como si son verdaderas. No vaya a ser que tengamos el tejado de cristal y que, sin darnos cuenta, dejemos al descubierto nuestros propios agujeros, fallos, errores... Por eso conviene ser muy misericordiosos y dar siempre una oportunidad a nuestros hermanos y hermanas. Aunque sólo sea por el interés de que, cuando nos pillen a nosotros, nos den también una segunda oportunidad –y una tercera, y una cuarta, y una quinta... que a saber cuántas nos van a hacer falta–. 

      Tomemos el ejemplo de Jesús que no condena ni acusa a nadie. Ni a la mujer ni a los otros que viene preparados y dispuestos a hacer que las piedras realicen sobre el cuerpo de la mujer el trabajo de la justicia y restablezcan el orden. A la mujer le dice que se vaya en paz y que no peque más. A ellos les invita sólo a mirar sus propios cuartos trasteros y a tomar conciencia de que tienen ellos mismos mucho que limpiar. Conclusión: no estamos para acusar a nadie sino para celebrar juntos la alegría del perdón, para escuchar juntos, todos, la voz de Jesús que nos dice: “Vete en paz y no peques más.”

Comentarios

Deja tu mensaje:

Jose del Carmen
Jose del Carmen

el 23/3/15
Saludos,
A los acusadores era como decirles " vallance y no esten matando mas" a nosotros es vete y no peques mas", Jesus no es que se complace, y nos condiciona a nuestra respuesta. Nadie se le niega la entrada, uno se la cierre, uno mismo se anula la posibilidad cuando pasamos la novedad del Encuentro que nos puede abilitar a "no caer mas" no quedarnos enlodado en las pasiones oscuras de la carne. "Nos hiziste, Senior para ti, y nuestro corazon esta inquieto, hasta que descanze en ti" S. Agustin.
Virgen Prudentisima, guia mis pasos para acoger las palabras de Jesus en mi corazon y que en las pruebas descance en El, por El y para su Gloria.
JC

Me gusta 0
Yurgen calder
Yurgen calder

el 22/3/15

El adulterio es biunívoco, el hombre que se mete con una mujer casada comete adulterio y la mujer también. La mujer que se mete con un hombre casado comete adulterio y el hombre también.
Según la tradición y las costumbres es la mujer la que recibe el lapidario castigo de parte de la multitud. Jesús resalta que el pecado no sólo está en la mujer adultera, el hecho muestra que la gracia y la misericordia de Dios, están por encima de la ley y las costumbres que son cosa de hombres.
Muy bueno el comentario, gracias por hacerme repensar sobre mi comportamiento social.
Me gusta 0
neyris soto
neyris soto

el 23/3/15
Vivi, hoy en la mañana momentos dificiles con mi pareja
No solamente con adulterio se difama a una mujer, el solo hecho de una expresion o frase hiriente se condena. Como dice el señor, no hace impuro al hombre lo que entra, sino lo que sale de sus labios. Ciertamente este mensaje me hace reflexionar en hacer respetar nuestra dignidad, exigiendo repeto por nuestros derechos como mujer ya que hoy es maltratada en muchos aspectos por la sociedad enque nos encontramos. Señor. perdona, sana, limpia y libera toda persona que siempre busca dañar el corazon de los que te siguen y aman
Me gusta 0
Consuelo
Consuelo

el 23/3/15
Dios es Amor perdón,todos comentémos errores,lo importante es arrepentirse del corazón y no volver a hacerlo porque todos merecemos una segunda oportunidad y acercarnos mas a la verdad a la luz del entendimiento de su palabra para no seguir en la oscuridad de lo malo, Danos padre mio fortaleza de espíritu,un corazón bueno que nos de la alegría decompartir perdonar y Amar mas a nuestro prójimo ,Bendito seas Padre Santísimo Jehová!!!Amen.

Me gusta 0
Jorge A.
Jorge A.

el 23/3/15
Gracias Señor por Tu Palabra.
Aquí no es sólo adulterio, hay mentiras, daños a las personas, maldad, mucho de lo que hoy existe. Para todo lo anterior hoy existen tribunales que juzgan, ya que todos tenemos el derecho de ser juzgados por ley y demostrar si somos o no inocentes. Lo feo es juzgar nosotros mismos y en tal caso no tenemos el derecho en hacerlo. Si Jesús dice "que tire la primera piedra el que esté libre de pecado", nos enjuicia ya que nadie está libre de culpa, nadie es perfecto como Cristo.
Me gusta 0
Irenarco Cala
Irenarco Cala

el 23/3/15
Gracias PAPÁ DIOS, porque hoy podemos cami'nar en alianza contigo por la entrega santa , generosa y voluntaria en obediencia de Tu Unigénito Hijo el Señor Jesucristo quién perdonó nuestros pecados en la Cruz del Calvario. Hoy aprendí que Dios en la Unidad del Espíritu Santo se relaciona con nosotros en una " Alianza eterna y verdadera"....es decir que para todos y sin disitingos de nada :entramos y estamos en Alianza con Dios.
Me gusta 0
Olga E.
Olga E.

el 23/3/15
Definitivamente, dejárse conducir por la luz de Espíritu de la Iglesia para interpretar las Sagradas Escrituras, es lo indicado y a la vez nos permite encontrar coincidencias en los temas en el antiguo y nuevo testamento y de paso beneficiarse de la sabiduría de estos hermanos que tan acertadamente comparten con los seguidores de este sitio, los comentarios que son catequesis de mucho valor, para quienes estamos necesitados de crecer en fe y conocimiento de la Palabra del Señor. Todos los días doy gracias a Dios por haberlo encontrado.
Hoy como siempre ha estado extraordinario. No hay nada que agregar. Solamente pienso como Jesús sin palabras hacía justicia a los que por su condición eran excluídos, señalados, juzgados y condenados: mujeres, enfermos, niños, viudas, entr » ver comentario
Me gusta 0
carmen
carmen

el 23/3/15
La calumnia,lo siente el que lo vive( nadie sabe lo que es ser calumniado) y ser inocente solo dios, yo vivi la calumnia y gracias a dios ( me costo pero pude) perdonar, la caumnia es como el que va regando plumas de ganzo por un camino y despues trata de recojerlas por ese mismo camino por donde las fue regando es imposible de recojer el mal que hicistes. Dios los bendiga
Me gusta 0
aida godoy
aida godoy

el 23/3/15
A mi me parece que debemos tener mucho cuidado con una parte muy pequeña del cuerpo pero que hace mucho daño me refiero ala lengua , debemos primero fijarnor en nuestros propios herores para luego querer jusgar a los demas.
Me gusta 0
Eduardo C.P.
Eduardo C.P.

el 23/3/15
La lectura nos ensena que no hay que preciitarse en la formulación de un juicio sobre el comportamiento de los demás y que sí hay que tomar conciencia lo más temprano posible de nuestras faltas o errores.
Ni perdón ni olvido reza un refrán que hace alusión a los crímenes y excesos de autoridades políticas. No obstante, antes de estar empenados en condenar al culpable, hay que procurar la reconciliación que nos permita vivir en santidad, en una sociedad más justa.
Me gusta 0
jesus
jesus

el 23/3/15
no deben existir prejuicios y tratar de lapidar a uno cuando los equivocados son dos, dejando de lado sexo, ya que para nuestro padre todos somos iguales. ademas tengamos siempre presente que le unico perfecto es DIOS. EL y solo EL tiene la potestad de hacer el llamado....
Me gusta 0
Alicia
Alicia

el 23/3/15
Muy hermosas las dos lecturas de hoy, y no hay que detenerse el el hecho, del pecado, más bien pensemos en estas expresiones. Fidelidad, confianza y misericordia. Susana prefirio que la acusaran aún sabiendo que podía, morir, antes qué aceptar nos caprichos de estos ancianos y como amaba a Dios tubo plena confianza el El. Y Jesús por su parte, nos expresa perdonando a esta mujer la gran misericordia de Dios para todos nosotros. Las preguntas que nos debemos hacer son: ¿soy capaz de hacer lo que hizo Susana?. ¿creemos en la misericordia de Dios o pensamos que nuestras faltas, son tan grandes que no podemos alcanzar el perdón?.. Muchas gracias por las reflexiones de la palabra nos sirven mucho. Bendiciones para todos.
Me gusta 0
R.VELIN
R.VELIN

el 23/3/15
La justicia humana falla,siempre salen ganando los poderosos, los inocentes están presos
mientras la divina no hace diferencia de nadie mejor nos da una oportunidad para darnos cuenta como se ha estado llvando nuestra vida con Dios y el projimo nos perdona a todos ningún humano es justo solo nuestro salvador Jesus es Santo el siempre manso y humilde de corazón honor y gloria a su nombre El es nuestro verdadero pastor gracias por perdonarme Padre Dios de mis miserias y lepras de mi alma quiero amar y hacer amar tu nonbre a los demás ayúdame a ser un instrumento a tu forma y volintad así sea Amen
Me gusta 0
edna milagros
edna milagros

el 23/3/15
Dios esta lleno de misericordia y quiere que seamos justo pues el ama la justicia. El quiere que nos despojemos del pecado y por eso perdona a la mujer adultera y da el castigo a los 2 calumniadores que solo querian satisfacer sus necesidades corporales. Ya estos dos ancianos iban acumulando el pecado y Dios le dio tiempo para arrepentirse de lo que estaban haciendo, pero no se arrepintieron, y se castigaron ellos mismos. Cuantos de estos hombres que querrian tirar la piedra a la adultera se acostaron con otras prostitutas y aunque a lo mejor fueron descubierto en el hecho solo se le juzgaba a la mujer. Consta saber que Dios no castiga, somos nosotros mismos con nuestras actitudes que llenamos la ira de Dios.
Me gusta 0
Jose del Carmen
Jose del Carmen

el 23/3/15
Es asi hermanos, el encuentro con el Senior tendra sin distingos, siempre tendra esa invitacion " dejar de hacer lo malo" lo indigno lo que hace indignos a los demas, asi sea calumniar, tirar piedra, lenia al fuego, adulterio, ecy..en fin todos esta.os invitados a dejar de hacer lo que nos hace indignos...y a los demas..tambien. No hay que invertarce excusas de que lo sigo haciendo porque se que me tendran misericordia o pensando que como todos son pecadores que siga la fiesta! Es pecado de presuncion! Es como querer buerlarce del otro! Es tener un distorcion de la recta intencion, o una permanente caida disfrasada de hipocresia!.
Ojala podamos mirar a los ojos en el confecionario a quien herimos con nuestras mismas caidas, por ahi un dia nos de la gracia de ver cuanto le hacemos sufrir! » ver comentario
Me gusta 0
Julio cesar
Julio cesar

el 23/3/15
muchas veces es complicado entender este tipo de situaciones,en las cuales estas involucrado y eres presa de la carne, pero Dios te toma de su mano y te saca de ese lodo en el que te metiste, y te limpia,te da muchas oportunidades, mismas que no debemos echar en saco roto, ya que podemos caer mas hondo, por eso a veces no es bueno utilizar la boca para señalar a nadie, ya que es muy facil hablar cuando somos guiados por el estomago y dejamos de lado lo espiritual.
Dios los bendiga a todos
Me gusta 0
Guiracocha marc
Guiracocha marc

el 23/3/15
Senor siembra en mi la semilla para poder dar frutos agradables a ti mi senor Jesus
Me gusta 0
Zelita
Zelita

el 23/3/15
Gracias Hno. por éste mensaje, que me ayuda mucho.
Siempre pensamos que los mayores son una estampa por haber vivido mucho, pero también tienen mucho que corregir y enseñarnos pero con acogida, con amor y no con engaños.
Que bueno siempre hay un angel de Dios, que nos ayuda por encargo de él , cuando creemos que estamos naltratados, que bueno que nos perdona a todos por todo, es una enseñanza que espero practicarla todos los días, pero con ayuda de mi Madre Virgen María, Mi Dios y mi Jesús, acompañado por el Espíritu Santo.
Que Dios te bendiga hermano por ayudarnos con el mensaje.
Me gusta 0
Laura Leonor Da
Laura Leonor Da

el 24/3/15
Al leer recién que puedo la primer lectura y la Palabra Aún sigo con fiebre disculpas si es tarde y reflexiono muchísimo aún en pleno siglo XXI se sigue juzgando soy separada, Jesús era de muchísimos siglos atrás, ¿hoy en día te juzgan por ser separada, si eres bonita, y miles de cosas más?
Aún sé sigue con una mente muy cerrada en la iglesia?
Lo he vivido y vivo en mi propia comunidad, amistad, familiares y Flia. También he visto parejas ser padres de Catequesis o Catequistas lo cual me encanta eso así no existe la discriminación, Jesús jamás juzgo o condeno a nadie jamás increíble pero tan real como el aire que respiro!"
¿Cuanto pecado de lengua existe en el mundo entero Si la mismísima sociedad, si las amistades, incluso personas de la iglesia, si los famili » ver comentario
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.