Comentario al Evangelio del

Pablo Largo, cmf

Queridos amigos:

Volvemos a las andadas. Ahora el rechazo del evangelizador se da por parte de los poderes públicos. Se ha cumplido en Juan, y con ello se presagia lo que va a suceder con Jesús. Quizá en otro momento tengamos que volver sobre esto. Por hoy, voy a proponeros una reflexión sobre la muerte de Juan y los factores que, según el relato de Marcos, intervinieron en ese desenlace.

Hace ya tiempo que se distinguió entre poder e influencia. Una mujer ha introducido recientemente una precisión, que formulaba en estos términos: "los hombres tienen el poder; las mujeres, la influencia" (C. Alborch). También se ha dicho: "la mano que mueve la cuna es la mano que gobierna el mundo". Quizá no sea necesario acotar una definición exacta de estos términos para comprender lo que se quiere decir. A nosotros nos basta con volver sobre el episodio evangélico de hoy para entender la diferencia. Herodes manda. Y va a ser quien mande decapitar a Juan; pero lo hace subyugado por la hija de Herodías, rendido ante la perfecta ejecución de la joven danzante. El deseo, o el capricho, de una mujer ha sido orden para un hombre que se encuentra todavía bajo su embrujo y que no se siente con ánimo para volverse atrás de su juramento, a pesar de que se le pedía algo que estaba fuera de toda ley. La cabeza de Juan Bautista rodará antes que se enfríe el entusiasmo del rey y se desvanezca el encanto del momento. Así se teje la red de complicidades humanas.

No nos interesa si las cosas sucedieron exactamente como se narran en el evangelio. Nos basta con reconocer que el relato refleja algo bien real.

Por suerte, también pueden juntarse el poder y la influencia en orden a lo bueno, a la conquista de formas de vida mejores, de comportamientos ejemplares y envidiables. Podemos poner otro ejemplo tomado del evangelio. Recordemos la escena de Caná.

La situación es bochornosa para las familias que celebran la boda de sus hijos. María se percata de lo que sucede e interviene ante Jesús, que a la postre secunda el deseo de "la mujer". Incluso se ha pensado muchas veces la función de María glorificada como la de la gran intercesora, la "omnipotencia suplicante", que obtiene de su Hijo en favor nuestro dones de salvación.

En ocasiones no tenemos nada, ni podemos hacer nada, nos sentimos totalmente impotentes para sacar algo a flote o para encauzar de forma creadora y favorable una situación. En otras ocasiones tenemos alguna influencia: no tiene por qué tratarse de una influencia turbia, y acaso sea sólo la influencia de una palabra cargada de sentido y de fuerza para sacudir las conciencias; así era la palabra profética de Juan el Bautista. En fin, otras veces, tenemos poder para ejecutar o mandar ejecutar determinadas acciones que cambian una circunstancia o situación de signo negativo. Lo importante es saber discernir y actuar en consecuencia.

Cordialmente,
Pablo Largo

Comentarios

Deja tu mensaje:

Gladis
Gladis

el 7/2/14
Estamos muy felices, estamos orando en familia todos los dias, las lecturas de este web site estan super claras, faciles de seguir y nos encanta la msditacion. Esto es un regalo de Dios
Me gusta 0
Joselito H.
Joselito H.

el 7/2/14
La primera lectura, nos habla del arrepentimiento de David y los triunfos que obtuvo, al ser bendecido por Dios, hasta llegar a vencer al gigante Goliat , que era unrey muy poderoso, pero David, confiando en el Senor lanzo la piedra y lo mato.
El Evangelio nos refiere y nos recuerda el apresamiento de Juan y su muerte, por la peticion que le hizo Herodias al rey Herodes, que queria la cabeza de Juan, en una bandeja, ya que su madre lo odiaba y queria desaparecerlo, y asi lo hizo Herodes, Juan murio descapitado siguiendo el camino del Senor, ayudame Senor, a seguirte hasta la muerte.
Me gusta 0
gustavo
gustavo

el 7/2/14
A veces no basta con ser recto.Hay que hacer todo el esfuerzo posible por la rectitud.Amar a Dios con toda la mente es ver en esa chica que danza a su propia hija, la mente nos dice " por la edad que tiene puede ser tu hija, -no busques placer en ella-mas bien deseale todo el bien de tu corazon, como a tu propia hija"
No sirvas ante todo a tu mujer, si no a toda la comunidad, ella esta antes que tu mujer.
Desde Argentina, Gustavo
Me gusta 0
Pbro. Rafael
Pbro. Rafael

el 7/2/14
Cierto es que, cada vez que pensamos algo, debemos de vivirlo al pensarlo y ponderarlo para su ejecución. Nos es muy fácil decidir y equivocarnos para luego pedir perdón. Pero si viviéramos lo que pensamos y actuáramos desde el pensar, cometeríamos menos errores, heriríamos menos y a menos personas y evitaríamos que otros murieran por nuestro mal decidir o por la influencia de otros! Saludos!
Me gusta 0
pedro Anibal
pedro Anibal

el 7/2/14
Queridos hermanos, Dios provee a sus hijos contra la adversidad, y es sabido a lo largo de la historia según las santas escrituras como nuestro Señor ha protegido a sus hijos así es como nos aguarda a nosotros para ir en su encuentro, no desaprovechemos las oportunidades que nuestro Dios nos da para estar cerca de Él, como nos demuestra la gran protección que le brindó al rey David.
De otra forma los cristianos a lo largo de la historia han perdido sus vidas en defensa de sus ideales que provienen de Dios, como en esta ocasión le toca a Juan El Bautista, que pese a predicar el bien fue muerto de una forma inhumana pero fiel ante los designios del Señor, que aún perdiendo la vida ganó la vida eterna y un ejemplo de humildad y valentía que nos muestra el evangelio de San Marcos, » ver comentario
Me gusta 0
gustavo macias
gustavo macias

el 7/2/14
Vi un error ortografico. decia ¨corno los profetas¨
El resto esta muy bien
Me gusta 0
Milagros
Milagros

el 7/2/14
Este texto de la palabra, nos tiene que invitar a no dar muerte al que anuncia la verdad y denuncia la
mentira, que en nuestras dias no ocurra algo similar
si por una mujer entro el pecado pues tambien por una mujer entro la salvacion el verdadero servidor
del señor es tratado de esa manera hasta una muerte
como la de nuestro maestro judio.
Me gusta 0
Fernando
Fernando

el 7/2/14
Sin ánimo de polemizar, pero... no estoy del todo de acuerdo con este comentario y su visión que da de la mujer. Creo que se puede hacer mejor, más profundamente y más acertadamente.
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.