Comentario al Evangelio del

Pablo Largo, cmf

Queridos amigos:

Esta semana vamos a centrar nuestra atención exclusivamente en el evangelio y vamos a formular a los textos una única pregunta: ¿cómo reacciona la gente ante Jesús, ante su persona, sus palabras, sus acciones? Probablemente tendremos la oportunidad de asomarnos a toda una galería de personajes cuyas facciones representan una amplia gama de posiciones ante esa presencia.

Comenzamos hoy por el episodio del endemoniado geraseno. Es una historia algo extraña. Los estudiosos de la Biblia han debido de rastrear en ella distintos motivos: uno es sencillamente "folklórico". Entre nosotros se cuentan, o se contaban, chistes de españoles, franceses e ingleses. Es una pieza simpática (para nosotros), bien etnocéntrica, de nuestro folklore. Siempre es más agudo nuestro compatriota y sale ganando en todas las competiciones que se entablan.

En el episodio de Mc 5 sucede algo parecido: una piara de 2000 cerdos, número redondo y abultado, acaba sepultada en el mar de Galilea, para regocijo de todo buen judío, enemigo de cuantas granjas de animales impuros hubiera en el entorno. Otro motivo puede ser veterotestamentario: la legión evoca a los egipcios que acabaron sepultados en el mar.

Sea de ello lo que fuere, nosotros nos concentraremos en lo nuestro. La gente del pueblo y los cortijos se quedó espantada de lo que había sucedido y le rogó a Jesús que se marchase de su país. La presencia de Jesús resultaba demasiado perturbadora. Es una triste y tristemente equivocada reacción de "autodefensa". Cerramos las puertas a una posible salvación que necesariamente desmantela nuestros tinglados. Uno prefiere quedarse como está y poner distancias, aparentemente salvíficas, a entrar en contacto con esa presencia que ha irrumpido en el propio mundo. Y dice: "déjame en paz, que no me quiero salvar. En el infierno no se está tan mal". Tenemos miedo a la luz, miedo a la historia de libertad que se nos regala, miedo a los precios que hay que pagar si damos cabida a esa presencia.
Pero quien ha conocido la liberación está dispuesto a embarcarse en la historia de Jesús, como el antiguo endemoniado. Se quedará, sin embargo, entre los suyos y se convertirá en un evangelizador "en tierra extranjera", contando a la gente "lo que el Señor había hecho con él por su misericordia".

Cordialmente,

Pablo Largo

Comentarios
 gustavo gustavo
el 3/2/14
Cuantas veces lei este evangelio y no llegue a entenderlo! Hoy tu explicacion Pablo me abrio la mente y pude entenderlo.
No cerremos las puertas a una posible salvacion !
Gracias Pablo.
Me gusta 0
RAUL FELICIANO RAUL FELICIANO
el 3/2/14
Los cerditos donde arrojamos nuestro mal espíritu y que luego van al mar en profundidad, son dinosaurios pecados no liberados por tiempo en nuestra alma, psiquis. Negación a la Gracia Divina que nos concede si vivimos en alegría al querer entrar en el pobre no sólo del pan sino de Espíritu. Luz que se manifiesta para encontrar luz de Luz. Hay muchos pero demasiados que no tienen quien les demuestre como desarrollar talentos escondidos, que son tesoros de vida descubiertos en la vivencia de la palabra evangelio. Por temor a seguir la vida de Cristo. Si vemos en el necesitado como este hombre endemoniado como un pobre puede que encontremos a Dios y su llamado a la perseverancia de vida hermosa fraterna con los demás.
Me gusta 0
teresa teresa
el 3/2/14
muchas gracias por estas explicaciones que hacen que se comprenda mejor la Palabra de Dios, Dios los recompense
Me gusta 0
Joselito H. Joselito H.
el 3/2/14
El Senor, con su poder expulsa los demonios que tenia un hombre y que vivia en un cementerio, donde se golpeaba con piedras y se hacia heridas en todo su cuerpo. El Senor, tuvo compassion y lo sano.
Me gusta 0
pedro Anibal pedro Anibal
el 3/2/14
Queridos hermanos, cuantos de nosotros todavía tenemos demonios en nuestro interior y por eso actuamos de forma irresponsable ante la mirada de Dios, para Jesús nada hay imposible, que hasta expulsa demonios, por eso pidamos que el Señor nos ayude a enfrentar al mundo de una forma combativa dejando de lado lo que nos hace imposible acercarnos a El, pidamos de todo corazón que nuestra vida sea activa a las cosas de Dios, por que nuestra felicidad depende de nuestro Rey que esta en las alturas, hoy nos toca alcanzar esa acción de gloria que viene de Dios y para que ello ocurra actuemos de forma contrita ante nuestras acciones y alejémonos de las cosas que nos impiden llegar al Señor, pongamos fin y renunciemos a la vida del mundo que solo nos trae destrucción.
Me gusta 0
wilmer373 wilmer373
el 3/2/14
El evangelio de hoy nos presenta la liberación de un pobre hombre. Es la imagen misma, es el fruto típico de la esclavitud a que está sometido: aislado, dañino para otros y próximo a la muerte y a los muertos. No quiere ser liberado. Pero Jesús lleno de misericordia actúa sin que nadie se lo diga sólo movido por el Espíritu de Dios. El hombre curado liberado del maligno espíritu da gracias al Señor divulgando a todos lo que había recibido de Dios.
Me gusta 0
jorgleidis jorgleidis
el 4/2/14
que impresionante que hasta los demonios reconocen y se postran ante la presencia de Jesus. y es lamentable que en la actualidad el hombre y la mujer de hoy no han podido reconocerle y postrarse ante él. de igual forma en la persona que ha decidido ser sanado (o) y liberado (a) por Jesús debe de ocurrir un cambio de vida, ser anunciadores de la buena nueva a todas aquellas personas que aun no le conoce.
Me gusta 0
abdiel abdiel
el 4/2/14
gracias Pablo por tu explicación del evangelio, eso nos ayuda a entenderlo mejor y ponerlo en practica
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.