Comentario al Evangelio del

Conrado Bueno, cmf

Cultivar siempre la bondad

Con qué radicalidad, sin rodeos, tajante, propone Jesús la cuestión: ¿Está permitido hacer el bien? ¿Hay que curar o dejar morir? Y todo,  porque era sábado. Lo que en el sueño de Dios era día de liberación, de descanso, de evocación de la historia de un pueblo bendecido por Dios, todo se ha convertido, por la dureza de los hombres, en carga pesada y opresora; tan opresora que pone mil barreras hasta para hacer el bien a la gente.

Nos metemos en la sinagoga. Es sábado y participa un hombre sufriente, tiene el brazo derecho paralítico. En seguida saltan las posturas; los fariseos están al acecho, quieren acusar a Jesús y, al final, se pondrán furiosos.  Es la actitud cerrada farisaica que pone de excusa a Dios y su culto para negarse a socorrer al prójimo doliente. Con Jesús, como siempre, las cosas cambian. Contempla al paralítico, sus ojos se llenan de dolor  y su corazón de compasión y misericordia. No podía ser de otra manera, es el “siervo, varón de dolores” que carga con nuestros males y pecados.

Está claro. No podemos divorciar el bien de los hombres y el bien de Dios. Si es la misma cosa: “Tuve hambre y me disteis de comer”, y está hablando de socorrer al prójimo. Ante el dolor, la única respuesta, humana y cristiana, es sanar. Una religión que no cura, ¿qué pinta? Para Jesús, lo primero el hombre, imagen de Dios, hijo de Dios. Otros, lejos del Evangelio, se aferran a la ley: “Está escrito, cúmplase”.  Parece que hay gente con el corazón seco. Cuántas batallitas rompen la armonía y la paz de Dios, por mil minucias. ¿Hará falta ejemplificar? (Consultemos algunos comentarios en Internet, dentro de páginas religiosas). Acabemos con mirada positiva. Nuestro sábado, nuestro día santo es el domingo: que es Pascua, Resurrección, fiesta, Eucaristía, comunión, banquete, sacrificio de Cristo presente, gratuidad. Todo.

Comentarios

Deja tu mensaje:

Joselito H.
Joselito H.

el 9/9/13
Los escribas y fariseos, no perdian tiempo, para conseguir al gunas pruebas de que pegarse y acusar a Jesus, que estaba hacienda trabajo en sabado, pero Jesus, que conoces los pensamientos de cada uno, siempre daba respuestas contundentes y valederas, es el caso de la curacion de este hombre que estaba enfermo con un brazo inmovilizado.
Me gusta 0
Carlos Morales
Carlos Morales

el 9/9/13
Cada día es bueno para amar y servir a Dios. Porque Dios nos ama y nos sirve todos los días desde la creción del mundo. Amar y servir al prójimo está grabado en el corazón del hombre. Que acazo los hospitales deben dejar de curar a sus enfermos en día sábado o debemos dejar de alimentar al hambriento en día sáabado. Ciertamente el amar a Dios es ayudar a todos en todas las necesidades. Amar a Dios es siempre hacer el bien sin mirar a quien y hacerlo en todo momento y en todo lugar. Jesús lo hizó y fue nuestro gran modelo de lo que es servir al prójimo. Estamos llamados a seguir el ejemplo de Jesús y de todos los santos en el servicio a quellos que nos piden ayuda aún en día sábado. No se nos olvide que podemos hacer eso sin olvidar el día de adoración a Dios que a propó » ver comentario
Me gusta 0
Fredy Carcamo
Fredy Carcamo

el 9/9/13
La sanacion es un proceso de liberacion que fundamenta la posibilidad de ser libres y de actuar en libertad.La esperanza mesianica se ve asi acrecentada en la accion de Jesus. La comunidad cristiana tiene entonces, un nuevo punto de partida para preparar la llegada definitiva del Reyno. Cada uno nos enfrentamos al desafio de continuar esa practica de Jesus en nuestra propia conducta personal, es decir, ayudamos a los demas o nos paralizamos a hacer el bien?. Que Pedro Claver interceda por mi ante Dios amen
Me gusta 0
Ofelia Osorio
Ofelia Osorio

el 9/9/13
Muy buena explicación al evangelio de hoy, que Dios los bendiga.
Me gusta 0
gloria
gloria

el 10/9/13
Hay en nuestra actualidad actitudes que paralizan la unión o el en centro personal con cristo, pero no la vemos, estamos tan encerrados en nosotros mismos o mirando las debilidades de los demás que no nos dejan ver lo bueno de una actitud o una palabra, se esta siempre en el juzgar o criticar. estas actitudes deforman la vida Cristiana. De igual forma paso en la lectura del evangelio en la forma como cuestionan a Jesús por curar al paralitico.
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.