Comentario al Evangelio del

Fernando González

Queridos amigos y amigas:

Todas las parábolas de Jesús expresan un proceso de transformación de la persona. La parábola de la casa construida sobre roca o sobre arena nos confronta con la manera de entender y vivir nuestra fe:

Hay una manera que podemos llamar con la parábola "arena". Consiste en identificar la fe con los sentimientos que produce y con algunas manifestaciones externas, como el uso de un lenguaje religioso (en el que se menciona a Dios con frecuencia), ciertas prácticas piadosas, etc.

Hay una manera "roca". Creer es, sobre todo, cumplir la voluntad de Dios: No todo el que me dice ‘Señor’ entrará en el reino de los cielos, sino el que cumple la voluntad de mi Padre que está en el cielo. Conocer a Jesús significa, sobre todo, poner en práctica sus palabras.

¿No os parece que si nuestra vida (nuestra casa) estuviera cimentada sobre la roca de la voluntad de Dios y no sobre la arena de la costumbre, de la presión familiar o social, etc., no se hundiría tan fácilmente?

Vuestro hermano en la fe:

Fernando González

Comentarios

Deja tu mensaje:

Gladys Guzman

Gladys Guzman


el 26/6/13
Linda la reflexion.
Me gusta 0
Pedro Navarro

Pedro Navarro


el 27/6/13
Muy bonita interpretación.
Me gusta 0
Rolando

Rolando


el 27/6/13
Así es debemos estar edificando nuetra vida muy cerca de la presencia de Jesús sacramentado y nuestra casa será edificada sobre la roca principal.
Bendiciones
Me gusta 0
Joselito H

Joselito H


el 27/6/13
El Senor nos recuerda en la primera lectura, parte de la vida de Abran, cuya esposa Saray era esteril y le permitio a Abran convivir con la criada, con la cual tuvo un hijo al que Pusieron por nombre Ismael, que quiere decir el contra todos y todos contra el.
El Santo Evangelio de hoy el Senor nos recuerda, que no todo el que dice Senor Senor, se salvara si no el que hace su santa voluntad. Tambien nos dice el Senor que si construimos nuestra fe sobre roca tendremos nuestra salvacion asegurada, pero si nuestra fe se simenta en arena, facilmente podemos perder nuetra alvacion.
Me gusta 0
Fernando R.

Fernando R.


el 27/6/13
¡Gracias por el comentario!
...en un momento se me vino a la memoria esa parte del Evangelio que relata la imágen de que un padre le pide a sus dos hijos una acción, está uno que dice que sí pero no lo hace y está el otro que se niega a hacerlo pero luego lo hace...
¡Ojalá crezca en docilidad!
Me gusta 0
Jacky.

Jacky.


el 27/6/13
Hangar:esclava...intervención Divina...Ismael: Dios escucha.
Esclavitud...Jesucristo...Libertad.
Dichosos los que respetan el derecho y practican siempre la justicia, dice el salmo de hoy.

Extendi mis ramas como el pino; ellas se llaman Gloria y Gracia. Siracides:24,16.
Cristo abrió sus brazos y fueron traspasadas sus manos para derramar su Amor a todos los hombres.
También dijo: No seas como un león en tu casa, maltratando a tus servidores, y humillando a tus inferiores. Siracides:3,30.
Cristo vino para tuvieran vida y Vida en Abundancia.
Ya no los llamo siervos sino Amigos. Si recordamos eso, no escucharemos: Nunca les conocí, "Alejense de mi ustedes que hacen la maldad", como dice el Evangelio de hoy.
Me gusta 0
Ivette

Ivette


el 27/6/13
Gracias. Muy Bonita reflexion. Bendiciones
Me gusta 0
Edith Herrera

Edith Herrera


el 27/6/13
Debemos poner en práctica esta parábola, edifiquemos nuestra vida en Roca Firme, cuyos cimientos se basan en el Amor y respeto a las cosas de Dios.
Me gusta 0
Ruth Castro

Ruth Castro


el 27/6/13
Es muy claro lo que nos quiere decir el Señor hoy y siempre. Debemos "hacer" más y que nos "nazca" de corazón, no solo en palabras sino en acción.

Muchas gracias por la reflexion.
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.