icono estrella Nº de votos: 0

Segundo Domingo de Cuaresma. Meditación desde Buenafuente.

Angel Moreno -

 

(Gn 12, 1-4ª; Sal 32; 2Tm8b-10; Mt 17, 1-9) 

TEXTO PARA MEDITAR

“Jesús tomo consigo a Pedro, a Santiago y a su hermano Juan y se los llevó aparte a una montaña alta. Se transfiguró delante de ellos y su rostro resplandecía como el sol y sus vestidos se volvieron blancos como la luz. Y se les aparecieron Moisés y Elías conversando con él.”

REFLEXIÓN

La pedagogía de la Iglesia, a través de la Liturgia cuaresmal, elige para el segundo domingo de cuaresma uno de los relatos de los evangelios sinópticos, en los que se narra la transfiguración de Jesús ante sus más íntimos amigos.

No es indiferente la selección del pasaje en el contexto de las catequesis cuaresmales, que reciben los que se preparan al bautismo. Y por tanto, para quienes nos disponemos a renovar nuestras promesas bautismales. Encontramos el motivo en la centralidad que debe sobresalir de la persona de Jesucristo, especialmente en el proceso de iniciación cristiana. El itinerario catecumenal, como el nuestro, debe recorrerse con los ojos puestos en quien es el Hijo amado de Dios, razón de la fe.

Jesucristo inicia a los suyos en una experiencia de luz, entre la ley y la profecía, que significan Moisés y Elías, para que en tiempos de turbación, la memoria de lo experimentado les libre de sucumbir en la prueba. Para siempre, el núcleo de la fe cristiana es la cruz y la luz, la muerte y la resurrección, en definitiva, el Misterio Pascual.

ORACIÓN

Señor Jesús, Tú nos conoces y sabes que damos valor al presente, a lo que sentimos en cada momento, y cuando se cierne la oscuridad, la prueba, el dolor, difícilmente nos acordamos de los tiempos luminosos y alegres. Imprime en nuestro corazón la certeza de tu amor, haz que nos sepamos amados por ti, para que siempre, como Tú lo sentías de tu Padre, nos sintamos apoyado en la certeza de tu opción por nosotros. Como el salmista, te pedimos: “Que tu misericordia, Señor, venga sobre nosotros, como lo esperamos de ti”

PROPUESTA

-“Sal de tu tierra y de la casa de tu padre hacia la tierra que te mostraré. Toma parte en los duros trabajos del Evangelio, según las fuerzas que Dios te dé.”

Si te ha gustado, compártelo:
icono etiquetas etiquetas :
icono comentarios 1 comentario

Comentarios

escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.