Enviar artículo

Síentate y no hagas nada

Cuando alguien, decidido a recorrer el 'camino' de la interioridad, pregunta: ¿Qué tengo que hacer?, seguramente no espera algo tan desconcertante co­mo: 'Siéntate y no hagas nada '.