Enviar artículo

V Miércoles de Pascua

La consigna de la parábola de la vid y los sarmientos, que se nos propone hoy para meditar, es concreta: “Permanecer unidos a la cepa”, permanecer unidos a Cristo.