Enviar artículo

La paciencia
Hay personas con la habilidad de hacernos perder la paciencia: alumnos, catecumenos, hijos, compañeros de trabajo, "amigos"... ¿Cuál sería la mejor opción? ¿Apartarnos de ellos? ¿Leerles la cartilla?