icono estrella Nº de votos: 0

Evangelio Seglar para el Domingo II del Tiempo Ordinario (18 - enero - 2015)

Laiconet -

PRIMER PASO: LECTIO
 ¿Qué dice el texto?

Lectura del santo evangelio según san Juan 1,35-42

Vieron dónde vivía y se quedaron con él

En aquel tiempo, estaba Juan con dos de sus discípulos y, fijándose en Jesús que pasaba, dice: "Éste es el Cordero de Dios." Los dos discípulos oyeron sus palabras y siguieron a Jesús. Jesús se volvió y, al ver que lo seguían, les pregunta: "¿Qué buscáis?" Ellos le contestaron: "Rabí (que significa Maestro), ¿dónde vives?" Él les dijo: "Venid y lo veréis." Entonces fueron, y vivieron dónde vivía y se quedaron con él aquel día; serían las cuatro de la tarde. Andrés, hermano de Simón Pedro, era uno de los dos que oyeron a Juan y siguieron a Jesús; encuentra primero a su hermano Simón y le dice: "Hemos encontrado al Mesías (que significa Cristo)." Y lo llevó a Jesús. Jesús se le quedó mirando y le dijo: "Tú eres Simón, el hijo de Juan; tú te llamarás Cefas (que se traduce Pedro).

NOTAS BÍBLICAS
(por equipo coordinador, con asesoramiento de un biblista)

Un texto rico en la simbología que Juan usa a lo largo de su evangelio. Marca la transición de Juan Bautista a Jesús.
Sigue la dinámica joánica del testimonio: se habla de lo que se ha visto u oído personalmente. Así, el Bautista habla de Jesús sobre el cual, en el verísculo anterior, ya había dicho: "Yo lo he visto y doy testimonio de que él es el Hijo de Dios". Al "oír" su testimonio, dos discípulos suyos siguen a Jesús, y después de "ver" dónde vivía, uno de ellos da testimonio sobre Jesús a su hermano, el cual, al "oir" va al encuentro de Jesús.
El testimonio que se da sobre Jesús es que él es "El Cordero de Dios" y el "Mesías" o "Ungido".
Ya antes el Bautista había llamado a Jesús "Cordero de Dios" (en el v. 29), que h ace referencia al cordero que se sacrificaba para la celebración de la Pascua que liberó al pueblo de la opresión de Egipto. Así, Jesús es presentado como aquel con cuyo sacrificio el pueblo va a ser liberado "del pecado del mundo" (v. 29). Siendo así, es el "Mesías" anunciado por los profetas para la liberación del pueblo.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO
¿Qué nos dice el texto?
Distintos laicos hacen una breve sugerencia para la vida seglar. Cada uno contempla el Evangelio desde una dimensión de la vida laical.

DESDE LA JUSTICIA
(hombre, casado, tres hijos, trabaja como abogado)

Hola a todos, se me hace raro en estas fechas contribuir con lo que siento en este evangelio seglar, cuando suelo hacerlo otras veces desde la playa todo se apacigua y se ve más nítido. Ahora, os comparto desde la perspectiva de mi profesión, Abogado, y como colaborador de la justicia (así se nos define aunque la gente no lo crea), en tiempo pleno de trabajo, donde encontrar un hueco en nuestra profesión es complicado, y nuestra mente no para de bullir, se ha difícil estar, simplemente estar. Pero me dispongo a ello, por lo que disculpad este primer comentario, que más bien surge entre problemas de personas a las que tengo que atender.
Yo creo en Jesús ¿hasta qué punto?, ¿voy a ver dónde vive?, ¿dónde se encuentra?, ¿lo reconozco hoy?, ¿dónde? . Todas estas preguntas que me surgen al leer el evangelio del domingo, desde la justicia también tienen que tener su respuesta. Los abogados, recibimos problemas, de todas las características, de toda índole, en fin, la vida misma de golpe y porrazo. En estos días ando enfrascado en asuntos de ciudadanos extranjeros, personas que en estas circunstancias económicas lo están pasándolo muy mal, y que ahora nos interesa olvidarnos de ellos, simplemente ya no nos hacen falta (antes sí, cuando nadábamos en la “abundancia”). Hay mucho Cristo ahí, y hay abogados de extranjería entregados a esa labor de manera admirable, para ellos mi reconocimiento. El trabajo de un abogado que se dice cristiano es complicado, pero se tiene que notar, en el talante, en el objetivo que se marca y en las maneras y los modos. El Abogado es instrumento de la justicia,  a ella tiene que aspirar, y difícilmente lo puede lograr si lo único que le importa es la cuenta de resultados. Agradezco de nuevo que me pueda parar un rato en esta vorágine, hazlo tú también, si estás leyendo esto, sería bueno que todos nos preguntáramos ¿qué hacemos por la justicia?, no sólo desde profesiones relacionadas con ella, sino desde nuestra vida.
En estos días de nuevo la realidad se impone, y el terrorismo ataca Occidente, todo ello hace tambalear cimientos de valores profundos que pueden acarrear situaciones claramente injustas. Debemos tener cuidado con lo que transmitimos estos días, porque se llega a oír cosas increíbles, ahora mismo puede que no tengamos respuesta ni solución, lo acepto, pero creo que un judío que murió en la cruz, víctima de otra barbarie, puede tener la clave. Un abrazo a todos

DESDE LA VIDA COTIDIANA
(hombre, casado, dos hijos, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y movimiento seglar)   

"Fijándose en Jesús que pasaba"... Nos gusta decir que Dios está con nosotros, que Dios está cerca. Pero en muchas ocasiones pasa a nuestro lado y ni nos damos cuenta. Nos ocurre a todos: tanto a los que no le conocen como a los que presumimos de habernos encontrado con Él. Ya lo decía la canción: "Con vosotros está y no le conocéis...". Quizá nos falta "fijarnos", prestar más atención. Porque él sigue pasando cerca de nosotros. Se puede hacer presente en una persona, en un acontecimiento, en un gesto, en una serie de circunstancias... Y sería bueno abrir los ojos y buscarle. A veces, tendremos la fortuna de contar con un "Juan" que nos lo señale y nos diga :"Ahí está"; o con un "Andrés" que venga a contarnos que le ha encontrado y nos indique dónde le podemos ver. Pero en muchas ocasiones será el mismo Jesús el que se plante delante de ti, se te quede mirando, te reconozca y te haga re-conocerte. Entonces llegará el momento de escucharle, responderle con generosidad y seguirle de manera incondicional.

TERCER PASO: ORATIO
¿Qué nos hace decir el texto?
(mujer, soltera, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)

Señor Jesucristo y Dios nuestro Misericordioso…
¿Dónde Vives?... ¡Queremos estar junto a Ti!
Hoy te buscamos y te preguntamos, porque te necesitamos…
¡Queremos conocerte, amarte y permanecer junto a Ti,
para ser tus discípulos y llenarnos de tu Amor y Misericordia!
Te damos Gracias, Dios nuestro, porque Tú nos amas, nos conoces,
y te quedas con nosotros, para que podamos estar siempre contigo.
¡Tú estás Presente en tu Palabra Viva, en la Eucaristía, en cada corazón!
¡Tú estás Presente cuando dos o más se reúnen en tu Nombre…!
¡Tú estás Presente en medio la Iglesia Universal, en cada Sacramento…!
¡Tú estás Presente en cada hermano nuestro, especialmente en quien sufre!
¡Tú estás Presente en nuestro interior, en lo más profundo de nuestro ser
para que podamos compartirte con cada hermano nuestro que te busca…!
¡Tú te haces Presente en cada lugar del mundo que necesite tu Paz, tu Amor,
tu Misericordia, tu Consuelo, tu Ternura…Y Tú estás también Presente
en cada rincón del mundo donde se predique tu Evangelio, y en cada persona
que trabaja con alegría, servicio, amor y entrega a Ti, por un mundo más justo!
Señor Jesucristo y Dios nuestro, te damos Gracias, porque hoy Tú nos invitas
a seguirte cada día, para ver, escuchar y conocer tu Buena Noticia…
¡No permitas que nada ni nadie nos aleje jamás de Ti ni nos separa de tu Amor!
Jesucristo, Tú eres el Mesías y queremos ser instrumentos y discípulos tuyos
para que todas las personas puedan encontrarse contigo, conocerte y amarte.
Transfórmanos Tú, Dios nuestro, en fieles comunicadores de tu Evangelio
para predicar por cada lugar tu Buena Noticia y acercar a todos tu Palabra Viva.
Te damos Gracias porque Tú transformas nuestro corazón al perdonar siempre
nuestras miserias, para cambiar nuestra debilidades en fortalezas, y enviarnos
a una misión concreta en medio del mundo y en cada circunstancia de la vida.
Ayúdanos a permanecer siempre fieles a Ti y a la Misión a la que nos envías,
cumpliendo siempre tu Voluntad, para que todos puedan amarte.    Amén

CUARTO PASO: CONTEMPLATIO
¿Quién dice el texto?
(Autorizado por el autor, Fano en www.diocesismalaga.es)

ÚLTIMO PASO: ACTIO
¿A qué nos lleva el texto?
(matrimonio, 3 hijos, él trabaja, el matrimonio pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)

Nos llama la atención la actitud de estos dos muchachos, futuros discípulos. Nos recuerda mucho, ya que lo tenemos reciente, la actitud de los reyes magos.
Los verbos claves se repiten en este pasage: vamos a desglosar el evangelio de esta semana en estas acciones, para entender mejor cómo poner en práctica su mensaje:
- Buscar: ellos ya tenían esa inquietud por que estaban alerta, ya que seguían a Juan el Bautista y no querían que se les escapara nada.
- Preguntar: preguntan a Juan, preguntan a Jesús, no son autosuficientes, son humildes y buscan la Verdad.
- Caminar: es más cómodo esperar que todo llegue. Pero ellos aceptan la invitación de Jesús y van con Él a ver qué es lo que hace y cómo vive. Viviendo en primera persona el Amor de Dios,
descubren la Luz ( "ponte a amar y comprendrás...")
- Adorar: quizás fueron sus palabras o más bien los hechos de Jesús lo que los cautivó. Nos gustaría haber conocido a Jesús, sus ojos, su comportamiento, su nobleza, su entusiasmo y la lus de su rostro que hacía descubrir a los demás  que, lo que les decía, le salía del corazón.
- Misionar: corren a contarle a Simón lo que han descubierto, la Luz y la Verdad.
¡El evangelio es genial!  Nos deja un gran trabajo para esta semana, pero sobre todo, pongámonos a caminar, amando se comprende mejor, e intentemos hablar desde el corazón, como Jesús se expresaba, para que nuestro apostolado llegue.
 

Si te ha gustado, compártelo:
icono etiquetas etiquetas :
icono comentarios Sin comentarios

Comentarios

escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.