icono estrella Nº de votos: 0

El Pozo de Jacob XXIV

Alfredo Mª Pérez Oliver, cmf -

Voy a cumplir el compromiso de llenar este cantarillo con las restantes “cualidades de la fe” que detalla en su estudio “La fe que nos salva” Monseñor Fernando Sebastián.

El cantarillo anterior nos ofreció las dos primeras: sobrenatural y libre. La siguiente en la lista es:

Oscura

Creer más allá de lo que se controla con la razón es el paso que se pide para ampliar la existencia más allá de uno mismo. “Si comprendiéramos, la fe no sería un obsequio voluntario, ni una donación personal. El amor suple la evidencia” (O.C. pg.222.)

La Virgen Madre, dice Juan Pablo II, se halla en el centro mismo de los inescrutables caminos e insondables designios ( Cf. Rom..11,33) se conforma a ellos en la “penumbra de la Fe” y aceptando plenamente y con corazón abierto todo lo que está dispuesto en el designio divino. (Cf. Red. Mater, 14)  “Su excepcional  peregrinación de la fe representa  un punto de referencia constante para la Iglesia.”(R.M.6).

Carlo Carretto en su libro “Dichosa Tú que has creído” narra con gran fuerza la superación de su lejanía espiritual con María, al contemplar, una noche en el desierto, la fe de María al creer el anuncio del ángel, La meditaba estremecido por la noticia de la joven Tuareg degollada por su padre por no ser fiel a su prometido esposo. “”Aquella noche, en la arena, decidí a elegir a María como Maestra en la fe”. Esa marcha de la fe –escribe- que ha hecho del todo y a pie y sin haber aflojado el paso ni siquiera cuando no podía más. Y comenta que se siente hermano de los que tiene dificultad para creer o no conocen los verdaderos términos del problema.

Más impactante es el testimonio de la Madre Teresa de Calcuta: “Si alguna vez llego a ser santa –seguramente seré una santa de la ‘oscuridad’. Estaré  continuamente  ausente del cielo- para encender la luz de aquellos que en la tierra están en la oscuridad”.

Todo su libro de más de cuatrocientas páginas “Ven, sé mi luz” es un luminoso ejemplo del caminar en la oscuridad de la fe, pero sin dar un  paso atrás en la entrega total a Jesucristo y a su Causa.

Iluminadora

Aunque parezca un a paradoja, la fe oscura ilumina la vida y el camino del creyente. Esta cualidad es tan importante que el Papa Francisco ha dedicado su primera Encíclica a “La luz de la fe” (Lumen fidei). Hay que leerla toda, pero ofrezco una cita en la línea del tema y como aperitivo: “Por tanto, es urgente recuperar el carácter propio luminosos de la fe, pues cuando su llama se apaga, todas las otras luces acaban languideciendo. Y es que la característica propia de la luz de la fe es la capacidad de iluminar toda la existencia del hombre. Porque una luz tan potente no puede provenir de nosotros mismos; ha de venir de una fuente primordial, tiene que venir, en definitiva, de Dios. La fe nace del encuentro con el Dios vivo, que nos llama y nos revela su amor, un amor que nos precede y en el que nos podemos apoyar para estar seguros y construir la vida. Transformados por este amor, recibimos ojos nuevos, experimentamos que en él hay una gran promesa de  plenitud y se nos abre la miada al futuro.” (L.F. 4)

Razonable

Bonhoeffer comenta en su libro “Resistencia y sumisión” que “querría aprender a creer”. Sin duda la cualidad de razonable es una ayuda para aprender a creer. Leo en la obra base que me ayuda a llenar este cantarillo: “La decisión de creer es razonable, más razonable que la contraria, por la fuerza de los signos que invitan a creer y por el convencimiento, verificable  de muchas formas, de que la fe es buena para la vida personal y social” (O.C. pg 222) Los que se alejan consideran que la fe no les aporta nada para sentirse mejor. El Papa Francisco está haciendo un esfuerzo enorme para llevar a la cabeza y corazón de las personas la alegría de la Buena Noticia: “La alegría del evangelio llena el corazón y la vida entera de los que se encuentran con Jesús. Quienes se dejan salvar por Él son liberados del pecado, de la tristeza, del vacío interior. Con Jesucristo siempre nace y renace la alegría”(E.G.1)

Una vez me dijo un joven que aceptar a Jesús a veces era difícil, “pero si miro a otro lado sólo encuentro el caos”. Fe y razón se enriquecen mutuamente y engrandecen armoniosamente la vida humana.

Firme y amorosa

Los buenos marineros se forjan en las tempestades, no en los mares tranquilos.  Jesús avisa a los que han decidido seguirle que se preparen para la lucha: “os entregarán a los tribunales y os azotarán en sus sinagogas” (Mt. 10,17).  Las instrucciones que leemos en el Capítulo 10 de Sn Mateo, a partir del versículo 16, anunciando las persecuciones que aguardan a sus seguidores, reflejan la experiencia de los primeros misioneros cristianos. La suerte de los mensajeros de la Buena Noticia está vinculada a la del mismo Jesús. Pero no tengáis miedo, cualquier persecución no puede acabar en victoria. Y anima con esta promesa impagable y definitiva:”Si alguno se declara a mi favor delante de los hombres, yo también me declararé a su favor delante de mi Padre Celestial” (v.32). Por eso Pablo es contundente al animar a su querido Timoteo:” Mantente firme en el noble combate de la fe, conquista la vida eterna para la cual has sido llamado y de la cual has hecho solemne profesión delante de muchos testigos.” (1Tim.6,12)

No hace falta seguir. Otear el horizonte desde el primer siglo hasta este año 2013. Y mirar a los cinco Continentes y encontraréis una nube de testigos que vivieron con amor hasta el fin, la firmeza de la fe. Basta sólo este testimonio del Beato Ramón Illa c.m.f: “ No cambiaría la cárcel por el don de hacer milagros; ni el martirio, por el apostolado que era la ilusión de mi vida”.

Y ya el cantarillo está lleno. Sn embargo voy a seguir sacando agua del pozo y que rebose y riegue la cuneta. Excesos de fin de año. Y quedan tres cualidades:

  • Justificante: Por la fe se hace actuante en nuestro ser la Palabra de Dios con su  poder admirable; por la fe, Cristo habita en nuestros corazones y nos comunica el Espíritu Santo para que desarrolle en nosotros el corazón de hijos”(O.C. pgs.223-224)
  • Operante: “ La Iglesia en salida es la comunidad de discípulos misioneros que primerean, que se involucran, que acompañan, que fructifican y festejan.”(E.G. 24) O sea que el Papa Francisco ve a los discípulos con fe como atletas que están esperando el tiro de salida para lanzarse veloces a evangelizar.
  • Escatológica: “La fe nos presenta la vida gloriosa de la resurrección comcel mejor bien para nosotros. El Dios de Jesucristo que lo resucitó de entre los muertos nos resucitará  también a nosotros si vivimos unidos Él por una fe  sincera, amorosa y obediente.” (O.C. pg.224)

Conocer las nueve cualidades de la fe es sabiduría. Vivirlas es santidad..

¡Buena tarea para el año 2.014 que deseo a todos lleno de entrega a la causa de Jesús. De la mano de María.

Si te ha gustado, compártelo:
icono etiquetas etiquetas :
icono comentarios 2 comentarios

Comentarios

eleazar eleazar
el 17/12/13
Siempre estamos ante un dilema, optar entre el bien y el mal, que son incompatibles, pero el Señor nos muestra el camino si optas por Él; por eso cuando razonas que Él es el Bien, hay que abrazarse, ¡Dios y lazarillo! Si te abrazas hay que apretarse aún en aquellas cosas que nos parecen contradictorias, con el convencimiento que no solo no se excluyen, si no que deben ir juntas, junto a Él. La fe, nuestro contacto con el Señor, es un regalo sobrenatural, oscuro para nosotros, muchas veces casi negro, y a la vez es la fidelidad, de permanecer abrazados, la que ilumina nuestro camino; con el Señor evitamos los obstáculos que nos perderían; porque solo quiere nuestro bien, por eso desea nuestro abrazo y nos sale al paso, abrazate aunque no lo veas claro. Gracias por los pozales.
Me gusta 0
Martha Martha
el 17/12/13
En verdad, no necesitamos entender mas alla de lo que nos permite nuestra mente humana ; ergo, no
precisamos de conviccion, certidumbre.... nos basta
que el amor substituya a todos los demas elementos
....creemos si..... aunque tengamos una fe oscura, que ella paradojicamente nos ilumina el caminar por
los sinuosos senderos de la vida. Gracias P.Alfredo ,
por hacernos saber y entender las nueve cualidades
de la Fe, que tan sabiamente lo ha logrado. Solo res-
ta desearle una Feliz y Santa Navidad. Saludos.......
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.