icono estrella Nº de votos: 0

El libro del Papa.

Fernando Prado cmf -

Al igual que sucede en la edición española del libro "Jesús de Nazaret", es llamativo algo que transmiten los diseños de las cubiertas. En el diseño de todas las ediciones o traducciones es más grande la letra con la que está escrito "Benedicto XVI" que la letra con la que está escrito "Joseph Ratzinger".

La cuestión no es baladí. El propio Papa aclara en el prólogo del libro que quien escribe es más bien el teólogo, no el Papa; y que, dado que no es un acto del Magisterio pontificio, el libro puede ser criticado y contrastado por la opinión de los demás. Eso sí, pide que el libro sea leído con simpatía o benevolencia.

A mi juicio, el diseño del libro (cuestión aparentemente superficial) tiene mucha mar de fondo. ¿Es capaz el pueblo de Dios, los sencillos creyentes de a pie (no los especialistas) de distinguir a Joseph Ratzinger -el teólogo- de Benedicto XVI, el Papa? ¿Es tan fácil criticar un libro del Papa y no quedar "fuera de la ortodoxia de la Iglesia"? ¿No parece que, por el hecho de esta falta de distinción, el libro marque una línea divisoria entre lo que está bien y lo que no está bien en cuestión de fe? Aunque el autor diga que no, ¿acaso no reviste una autoridad especial un libro escrito por Benedicto XVI? ¿No ocurre que sus opciones teológicas de método y pre-conceptos teológicos se ven reforzados por su cargo, aunque transite por cuestiones espinosas y muy discutidas por todo el colectivo de especialistas?

Ciertamente es novedoso que un Papa escriba un escrito teológico así, dejando abierta la puerta al contraste y al contrapunto. Es valiente y arriesgado por su parte, pues el Papa escribe sobre cuestiones incluso muy discutidas. De hecho, no pocos, con más o menos argumentos, ya le están sacudiendo. Lo cierto es que la cuestión de la cubierta no es baladí. Pareciera que el cargo intensifique la autoridad del contenido del libro, cuando esto, leído el prólogo, no debería ser así. Si lo del diseño de la cubierta es sólo una cuestión de marketing, entonces yo diría que los que han diseñado el libro han hecho lo contrario de lo que el propio Papa pretendía. Y esto, no sería de recibo.

Si te ha gustado, compártelo:
icono etiquetas etiquetas :
icono comentarios Sin comentarios

Comentarios

escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.