icono estrella Nº de votos: 0

Comentario seglar al Evangelio del domingo 30 de mayo

Enviar por email En PDF Imprimir
Coordinadora de Evangelio Seglar - Sábado, 29 de mayo de 2010

EL EVANGELIO
Lectura del santo evangelio según san Juan 16, 12-15

Todo lo que tiene el Padre es mío; el Espíritu tomará de lo mío y os lo anunciará


En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: "Muchas cosas me quedan por deciros, pero no podéis cargar con ellas por ahora; cuando venga él, el Espíritu de la verdad, os guiará hasta la verdad plena. Pues lo que hable no será suyo: hablará de lo que oye y os comunicará lo que está por venir.
Él me glorificará, porque recibirá de mí lo que os irá comunicando.
Todo lo que tiene el Padre es mío. Por eso os he dicho que tomará de lo mío y os lo anunciará."

Palabra del Señor


NOTAS BÍBLICAS
(por equipo coordinador, con asesoramiento de un biblista)
Este trozo del discurso de Jesús durante su última cena ha sido escogido para la fiesta de la Santísima Trinidad.
En él se muestra la unidad del Padre, del Espíritu de la verdad y de Jesús: "Todo lo que tiene el Padre es mío" -afirma Jesús-, y el Espíritu "tomará de lo mío".
Ya Jesús ha afirmado antes su identificación con el Padre: "os he dado a conocer todo lo que oído a mi Padre" (15, 15), y lo repetirá después: "Les he comunicado las palabras que tú me diste... todo lo mío es tuyo y lo tuyo, mío" (17, 8 ss)
La misión del Espíritu es guiar a los discípulos hasta la verdad plena, con la que no pueden cargar por ahora ("Ya está aquí la hora de que os disperséis cada uno por vuestro lado" 16,32 cf 13,33). Esa verdad plena aclarará "lo que está por venir", que en el marco de este evangelio parece referirse a los frutos de su muerte -recordemos que éste es su discurso de despedida-, muerte cuyo sentido a los discípulos "por ahora" les resulta incomprensible ("no pueden cargar" con él) , pero les será explicado por el Espíritu.
De esta forma el Espíritu manifestará la gloria de Jesús, pues su exaltación consiste en dar su vida por sus amigos (cf 15,13)


PARA VER
(por Pachi en www.diocesismalaga.es)


DESDE EL MATRIMONIO Y LA FAMILIA
(matrimonio, padres de dos niños, trabajan ambos, pertenecen a comunidad cristiana)
Muchas cosas quedan por decir, por hacer, por vivir. Con esa esperanza vivimos en pareja, en la familia, con los amigos. Lo mejor está por venir. Pero en este día, el que nos inspira es el Espíritu de Dios. Porque si no estuviera el Espíritu de Dios inspirándonos, si Jesús, al marcharse, no nos hubiera dejado su Espíritu, no habría futuro. Todo se hubiera acabado, como un buen sueño, pero no, no existe el final, sino siempre principio. El nos guiará, El buscará como unirnos, como amarnos, El llenará el vacío que a veces tenemos en casa; El dará consuelo en los momentos más aciagos; El llenará de calor cuando en las relaciones se produzca frialdad; Y brisa fresca, cuando nos asfixiemos de todas las “cosas” que tenemos que hacer, planear, hacer números, trabajar, cuidar de los que lo necesitan más… Muchas cosas quedan por decir, pero el Espíritu ya se encargará de susurrárnosla.

DESDE LOS ABUELOS
(matrimonio, jubilados, ocho nietos, pertenecen a grupo de matrimonios)
El Evangelio de hoy está impregnado de la pedagogía de Juan, pues es conciso y claro: todo lo que es del Padre es mío y todo lo mío os será, A SU DEBIDO TIEMPO, revelado por el Espíritu, que es portador de la verdad. ¿Cabe mayor claridad en tan pocas palabras?.
Señor, ayúdanos a abrir las puertas de nuestra memoria, nuestro entendimiento y nuestra voluntad, en definitiva nuestra alma entera a la tercera persona de la Santísima Trinidad, para que el rayo de su luz ilumine nuestros pasos en esta vida, encienda nuestro amor para que prospere la fraternidad y, por consiguiente, la solidaridad entre los seres humanos, que, como dice una canción, que su don renovador engendre nuevos hombres y mujeres con nuevo corazón. Que ilumine nuestra fe, tan quebradiza, en estos tiempos de increencias.
Señor, en este día, tan señalado para nosotros, en que recibe la primera comunión nuestra nieta mayor, que el Espíritu infunda en ella su fuerza y su valor y la acompañe, todos los días de su vida, en su cristianismo activo, a ella y a todos los niños que en este mes de Mayo reciben la Sagrada Eucaristía.

DESDE LA EDUCACIÓN DE LOS HIJOS
(matrimonio, él trabaja, con cinco hijos, pertenecen a comunidad cristiana de matrimonios)
En nuestra vida solemos actuar de mediadores. Algunas veces, sin quererlo, haciendo mal al prójimo. Queremos creer que más veces somos mediadores haciendo el bien. Cuando mediamos para que se restablezca el diálogo entre familiares, para que el ambiente en que trabajamos no esté tan tenso, incluso para que alguien se acerque al sacramento de la reconciliación después de varios años, como nos ha pasado esta semana. Dios Padre nos pone en medio para actuar, para colaborar, para hacer llegar su Espíritu, para comprender todo el amor que nos regala a través de Jesús. Esto lo pueden ir aprendiendo y practicando nuestros hijos dando un abrazo en medio de una discusión entre hermanos, traduciendo cuando las conversaciones entre los compañeros de colegio se malinterpretan, comprendiendo la discapacidad de su hermano y aceptando la riqueza que conlleva, visitando al vecino que les resulta gruñón y descubriendo después que es un gran contador de historias… También termina mayo, un mes especial para la Virgen María la “mediadora” por excelencia entre nosotros y Dios. Quizás podamos dedicarle un ratito este fin de semana y darle gracias y también pedirle, con su ejemplo, que nos enseñe a ser mediadores del amor de Dios Padre, Dios Hijo y Dios Espíritu Santo.


PARA REZAR
(mujer, soltera, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)

Dios Padre nuestro, Bueno y Misericordioso,
haz que tu Espíritu de la Verdad
nos guíe e ilumine a lo largo de nuestra vida
hasta que podamos alcanzar la Verdad plena
reflejada en tu Hijo Jesucristo.
¡Que Tu Espíritu Santo nos transforme
y nos haga ser valientes seguidores de tu Hijo Jesucristo
para poder comunicar a todas las personas que nos rodean
lo que tu Espíritu nos anuncia cada día en nuestro corazón!
¡Transfórmanos, Dios nuestro, en buenos evangelizadores tuyos
y portadores fieles de tu Palabra de Vida entre nuestros hermanos!
Tú que eres Dios Amor, Uno en la Santísima Trinidad,
haznos capaces de unirnos en la pluralidad de cada hermano.
Que tu Amor de Dios Padre nos conmueva y nos enseñe
a ser misericordiosos con cada hermano.
Que tu Amor derramado al mundo en tu Hijo Jesucristo,
nos ayude a entregarnos a las personas que más nos necesitan,
y a servir con generosidad a todos los que nos soliciten ayuda.
Que el Amor de tu Espíritu Santo no nos deje caer
en la tentación del desánimo, apatía o desesperanza,
y Él nos impulse a generar ilusión, alegría y esperanza a todos.
Ayúdanos, Dios Uno y Trino, a ser puentes de encuentro
entre las personas y Tú, Dios nuestro, para que todos juntos
podamos rezarte, conocerte, amarte, servirte y alabarte. Amén.



PARA VIVIR ESTA SEMANA
(matrimonio, trabajan ambos, pertenecen a comunidad cristiana y a movimiento seglar)
Cuando nos preguntan por lo que es la Santísima Trinidad, puede que recurramos a aquella definición del catecismo “del tres en uno”, que tal vez incluso tenemos aprendida de memoria. Tan fácil y tan complejo. Aunque de decir lo que es a experimentar en nuestra vida esa Trinidad…
Dios es un misterio, algo inabarcable. Mucho más de lo que podemos expresar con palabras, mucho más de lo que pueden llegar a imaginar nuestros pensamientos. Solo desde el tener como ejemplo a Jesús y tratando de imitarle, dejaremos que venga a nosotros el “Espíritu de la verdad”, que nos guiará hasta aproximarnos más y más a la “verdad plena” de Dios. Y solo desde esa apertura al Espíritu y desde esa fe en Dios, podremos imitar a Jesús.
Os invitamos durante esta semana a que cada jornada, en la noche:

  • Revisemos las pequeñas o grandes obras de amor, que hayamos hecho durante el día, al estilo de las de Jesús, Hijo de Dios. Os sugerimos que tratemos de fijarnos especialmente en la que más nos haya costado.
  • Presentemos esas obras de amor al Padre, mostrando nuestra confianza en Él, que nos seguirá “anunciando” al día siguiente, el camino a seguir, con muchos y diferentes signos, si estamos atentos.
  • Pidamos que el Espíritu Santo venga a nosotros y que nos de la valentía para “sacar” en el nuevo día que llegará, lo mejor de nosotros mismos. Pidámosle constantemente que nos de a conocer, lo que debemos hacer para desarrollarnos plenamente cómo personas y tener una vida útil, al servicio.

Hagamos durante esta semana de nosotros mismos “templo de la Santísima Trinidad”.

icono etiquetas etiquetas : comentario, seglar, evangelio, trinidad,
icono comentarios Sin comentarios

Si te ha gustado, compártelo:
Comentarios
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.

Palabra diaria

Sábado, 1 de noviembre de 2014

TODOS LOS SANTOS
Mt 5, 1-12a. Estad alegres y contentos, porque vuestra recompensa sera? grande en el cielo.

Lecturas Comentario
Liturgia Calendario
Ciudad Redonda en su email :

Últimos usuarios de Ciudad Redonda