icono estrella Nº de votos: 0

Comentario Seglar al Evangelio del Domingo 26 del Tiempo Ordinario (29 de septiembrede 2013)

Laiconet -

PRIMER PASO: LECTIO
¿Qué dice el texto?

Lectura del santo evangelio según san Lucas 16, 19-31

Recibiste bienes y Lázaro males: por eso encuentra aquí consuelo, mientras que tú padeces

En aquel tiempo, dijo Jesús a los fariseos: "Había un hombre rico que se vestía de purpura y de lino y banqueteaba espléndidamente cada día. Y un mendigo llamado Lázaro estaba echado en su portal, cubierto de llagas, y con ganas de saciarse de lo que tiraban de la mesa del rico. Y hasta los perros se le acercaban a lamerle las llagas. Sucedió que se murió el mendigo, y los ángeles lo llevaron al seno de Abrahán. Se murió también el rico, y lo enterraron. Y, estando en el infierno, en medio de los tormentos, levantando los ojos, vio de lejos a Abrahán, y a Lázaro en su seno, y gritó: "Padre Abrahán, ten piedad de mí y manda a Lázaro que moje en agua la punta del dedo y me refresque la lengua, porque me torturan estas llamas. " Pero Abrahán le contestó: "Hijo, recuerda que recibiste tus bienes en vida, y Lázaro, a su vez, males: por eso encuentra aquí consuelo, mientras que tú padeces. Y además, entre nosotros y vosotros se abre un abismo inmenso, para que no puedan cruzar, aunque quieran, desde aquí hacia vosotros, ni puedan pasar de ahí hasta nosotros." El rico insistió: "Te ruego, entonces, padre, que mandes a Lázaro a casa de mi padre, porque tengo cinco hermanos, para que, con su testimonio, evites que vengan también ellos a este lugar de tormento." Abrahán le dice: "Tienen a Moisés y a los profetas; que los escuchen." El rico contestó: "No, padre Abrahán. Pero si un muerto va a verlos, se arrepentirán. Abrahán le dijo: "Si no escuchan a Moisés y a los profetas, no harán caso ni aunque resucite un muerto.""

NOTAS BÍBLICAS
(por equipo coordinador, con asesoramiento de un biblista)

Mismo capítulo y mismo tema que el domingo anterior: la gestión de la riqueza.
La historia del pobre Lázaro y del anónimo rico (que no dice que se llame Epulón) es más compleja de lo que aparenta. Trata diversos asuntos:
1. Las consecuencias eternas que tiene la relación con la riqueza. La historia da una justificación compensatoria: "recuerda que recibiste tus bienes en vida".
2. Lo decisivo que resulta escuchar la Palabra de Dios (la ley y los profetas) para la salvación. Ninguna señal cambiará el corazón de la persona que no quiere escuchar.
3. Al final se alude a la resurrección de los muertos, una cuestión controvertida en aquellos tiempos. Seguramente se refiera a la de Jesucristo y cómo ésta no va a provocar la fe en quien no quiere aceptar la revelación de Dios.

SEGUNDO PASO: MEDITATIO

¿Qué nos dice el texto?

DESDE LA MISIÓN CON LOS EMPOBRECIDOS
(mujer, soltera, voluntaria en la Misión en país empobrecido)

Los extremos, eso es lo que representa para mí este evangelio. Ya desde el domingo pasado Jesús nos viene mostrando como el dinero es fuente de distancias y de egoísmos. Aquí, donde vivo, muchos lázaros se sientan en la puerta de mi casa , es más, hay más de alguno que hasta duerme en la puerta de mi casa, ¿cómo ignorarlos???, Lázaro representa muy bien para mí la actual sociedad en que muchos nos acostumbramos a las comodidades, a nuestros ”banquetes” y qué pasa con el hombre o mujer que no está lejos, quizás no literalmente en la puerta de mi casa , pero si a unas cuadras, a la entrada del edificio donde trabajo, en el metro, cuantos pueblos de hermanos que pasan hambre y viven llenos de llagas. NO ES CRISTIANO encerrarnos en nuestros espacios protegidos, en nuestras burbujas, aunque sea más cómodo, no lo niego, pero y luego ¿qué cuentas daremos, qué ejemplos entregamos? No se puede ignorar lo que es una realidad, este mundo es DESIGUAL, mientras pocos tienen mucho, MUCHÍSIMOS tienen muy poco para subsistir y eso no es justo y Jesús nos llama a la Justicia!!!!: “Misericordia quiero y no sacrificios”, ¿de que me sirve ir a misa sino practico el evangelio?...amigos y amigas a eso estamos llamados a salir de la indiferencia, a la búsqueda de la justicia, del respeto, de la igualdad. Quizás no sea tan palpable para ustedes la pobreza como lo es para mí, pero el evangelio nos llama y nos abre los ojos, no sólo se trata de un relato que busca enseñar a los fariseos, es tan actual hoy como ayer, y es que Jesús no tiene tiempos, El vive entre nosotros y nos llama a cambiar de actitud, no sea que terminemos como el hombre rico , abramos los ojos y el corazón y dispongámonos a actuar. Los invito esta semana a abrir los sentidos y descubrir cuantos Lázaros se cruzan por nuestra vida y no nos hacemos consientes siquiera. Yo tengo la certeza que una vez que se percaten realmente de ellos sabrán y entenderán que ser cristiano es actuar desde lo pequeño porque lo demás Dios lo dispone…¡¡¡detente y sal de tu banquete!!!

DESDE LA FAMILIA
(mujer, casada, trabajan ambos, una hija, ella pertenece a comunidad cristiana y movimiento seglar) 

Dios avisa. Dios indica. Dios enseña cómo hemos de vivir.
¿Cuánto de lo que nos rodea está normalizado por nosotros mismos porque lo vemos constantemente? ¿Cuánto hay de Dios y cuánto de nosotros a nuestro alrededor? Vemos familias rotas, familias que sufren, familias empobrecidas…, personas que por culpa de esta normalización se deshumanizan, se vacían de Dios…, ¿o somos nosotros los que carecemos de Él? ¿Qué hacemos para seguir sus avisos, sus indicaciones, sus enseñanzas? ¿Somos capaces de sentir a los demás como nuestros hermanos… como hijos de Dios?
Es esta “humanidad normalizada”, a las familias que sufren, a las que Dios pone a su lado. Y nos avisa, nos indica… nos enseña que lo que hemos de hacer es estar atentos, que no nos dejemos llevar por lo mundano porque eso será lo que nos deshumanice, lo que nos distraiga y aleje de nuestro prójimo, por lo tanto de Él.
Pidámosle a Dios que siempre tengamos un guía que nos marque el camino para saber estar al lado de los más necesitados, para saber estar al lado de Dios.
Que Él nos dé entrañas de misericordia, que seamos capaces de regalar “sonrisas de Dios” y ESTAR SIEMPRE DISPONIBLES.

TERCER PASO: ORATIO
¿Qué nos hace decir el texto?

(mujer, soltera, trabaja, pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)

Dios Padre Bueno, ten Misericordia de nosotros
y ayúdanos Tú a romper la dureza de nuestro corazón
para saber mirar y ver bien a nuestro alrededor
las necesidades de las personas cercanas a nosotros,
que sufren y padecen, y que necesitan nuestra ayuda.
No nos dejes, Padre, caer en la tentación de la insensibilidad
y danos un corazón que se compadezca con los que sufren,
para que el Amor y la Misericordia que hemos recibido de Ti,
nos impulse siempre a dar consuelo a todo aquel hermano nuestro
que nos necesite para experimentar tu Amor a través de nosotros.
Dios Padre Bueno y Misericordioso, ayúdanos Tú a vivir
una vida sencilla y austera en la que no nos asuste acercarnos
a los excluidos de nuestra sociedad y valorar así el don de la fraternidad.
Te damos Gracias, Dios Padre Bondadoso, porque hoy Tú nos recuerdas
lo importante que es compartir todo lo que tenemos y lo que somos,
con cada una de las personas que Tú nos pones en el camino de nuestra vida.
Dios Padre nuestro, ten Misericordia de nosotros y ayúdanos Tú
a ser buenos instrumentos tuyos para que tu Amor pueda llegar a todos,
para que trabajemos en defender que haya justicia para los oprimidos
y para todas las personas más necesitadas y sufrientes de nuestra sociedad.
No permitas nunca que el egoísmo, que intenta apoderarse del mundo,
nos impida ser personas cercanas y misericordiosas con todos los caídos
que necesiten una mano fraterna que los ayude a levantarse y a recuperarse.
Danos Tú, Dios Padre nuestro, la capacidad de saber transmitir a los demás
el Mensaje de Vida de tu Evangelio, dando un testimonio de servicio y alegría,
y enseñando a los demás que compartir nos hace más felices, porque sólo así,
aprendemos a experimentar tu Amor, Paz y Misericordia en fraternidad.
Dios Padre nuestro, que tu Palabra de Vida nos permita escucharte a Ti siempre,
para saber buscar cada día los bienes inagotables que Tú nos das gratuitamente
y que perduran siempre y no se agotan, porque se multiplican al ser compartidos.
No permitas, Dios Padre nuestro, que estemos sordos a Tu Voz que nos habla
a través de personas y circunstancias concretas y que nos grita a través del que sufre,
para poder alcanzar tu Salvación al abrir nuestro corazón a tu Voz y tu Voluntad.
Ten Misericordia de nosotros y no nos dejes caer en la tentación de la comodidad,
bienestar o deseo de satisfacer nuestros caprichos olvidando a nuestro hermano.
No nos permitas caer en la trampa de buscar las seguridades que nos ofrece el dinero,
el poder y los bienes materiales que intentan crear un abismo entre todos nosotros
para alejarnos de la Solidaridad, la Caridad, la Esperanza y de tu Amor.  Amén

CUARTO PASO: CONTEMPLATIO
¿Quién dice el texto?

(Autorizado por el autor, Fano en www.diocesismalaga.es)

ÚLTIMO PASO: ACTIO
¿A qué nos lleva el texto?
(matrimonio, tres hijos, él trabaja, el matrimonio pertenece a comunidad cristiana y a movimiento seglar)

Tantas veces como aparece la palabra "cielo" en el evangelio, es igual a las que  aparece la palabra "infierno" en él. No podemos desdeñar este detalle... Por ello, no nos queda otra que seguir limando-podando nuestra manera de vivir la vida, en este caso, referente al tema de hacer un uso cristiano del dinero. Sorprende la desesperación final del rico, pidiendo que mande mensajeros para que sus hermanos cambien y la respuesta de Abraham. Se nos dan tantos avisos que dificilmente podemos reclamar más. ¿Pero tenemos los oidos abiertos a ellos?. Quizás en esta semana, podríamos estar atentos a esto, a escuchar la voz del Señor ante las situaciones que se nos presentan:
- desde la compra trascendente de un coche hasta la compra diaria en el supermercado;
- desde el tipo de trabajo que desempeñamos para sustentar a la familia, hasta los estudios que queremos cursar para ello;
- desde la marca de ropa que compramos, hasta dónde lo hacemos...
- desde la cuenta de ahorros que tenemos, hasta lo que destinamos a una ONG.
- desde el reciclaje de las cosas que destinamos a  la basura, hasta con qué entidad bancaria trabajamos.
Son en definitiva "pilotos rojos" que nos avisan para que no nos pase como al rico de la lectura. Estos cuestionamientos cotidianos, que no "calentamientos de cabeza", nos harán ir tomando decisiones cada vez más acordes con el mensaje de Jesús y tomarnos más en serio el cielo y el infierno. Parece como si esta metodología perteneciera a unos tiempos de la Iglesia muy antiguos, desfasados...Pero, ¡¡ Afortunados aquellos que viven su vida teniendo presente el "temor de Dios"!! No sólo encontraremos premio en el cielo, sino que nuestra vida en la tierra, cada día será más libre, más desprendida, más feliz.

Si te ha gustado, compártelo:
icono etiquetas etiquetas :
icono comentarios 2 comentarios

Comentarios

TERECHI. TERECHI.
el 27/9/13
Gracias por hacer estos comentarios Biblicos,para comprender mejor el evangelio´me iluminan para yo transmitirlo en mis grupos.
Me gusta 0
CLAUDIO CLAUDIO
el 29/9/13
hoy la palabra del Señor, nos hace tener un alto en nuestras vida, pera y reflexionar profundamente sobre nuestro actuar con tantos Lazaros, que vemos y conocemos que esperan esas sobras de los banquetes, debemos mirar con el corazon de Jesus, actuar como el lo haria...y como decia San Alberto Hurtado dar hasta que duela...no fijenos la vida en lo material ,sino en lo verdadero que es nuestro Señor
Me gusta 0
escribir comentario
Por favor escriba las letras como se muestran.